Consejos

RECOMENDACIONES

Consejos para conducir una furgoneta de forma segura

Algunos de los aspectos fundamentales son elegir el tamaño adecuado y saber cómo conducirla correctamente.

Alquilar una furgoneta.
Alquilar una furgoneta. | HERTZ
@Gemmagf_

En los últimos meses, los accidentes con furgonetas han aumentado en gran medida. Concretamente, este tipo de siniestros se han disparado un 41% en los últimos cinco años, frente al 12% de los coches, lo que ha dejado un balance de 935 muertos y casi 4.600 heridos graves. Por si fuera poco, esta situación se ha vuelto especialmente preocupante en las grandes ciudades, en las que el número de lesionados en accidentes con furgonetas se ha incrementado un elevado 94%, lo que ha aumentado de manera considerable el riesgo de sufrir un accidente mortal. Por todo ello, es esencial tener en cuenta varios consejos antes de ponerte al volante de una furgoneta. Motor Zeta, con la ayuda de Hertz, compañía de alquiler de vehículos, ha elaborado una guía con consejos para elegir la furgoneta más idónea y realizar el alquiler sin problemas.

Cumplir las condiciones para alquilarla. Para poder alquilar una furgoneta, es necesario contar con el carnet de conducir B, válido desde hace al menos un año. También es obligatorio tener una edad mínima de 23 años, y los menores de 25 deben pagar un recargo adicional.

Informarse sobre la cobertura del contrato de alquiler. Todas las furgonetas de Hertz incluyen la cobertura de seguro como parte del alquiler. Además, la mayoría de los alquileres vienen con una política de exención de daños por colisión, que limita la responsabilidad del conductor en caso de accidente o daños a la franquicia.

Decidir el tamaño que se necesita. Es importante elegir el tamaño de la furgoneta en función de las necesidades de cada usuario. Y es que no siempre es necesario alquilar la furgoneta más grande. Además, incluso aquellas furgonetas más pequeñas también cuentan con una gran capacidad de carga.

Informarse sobre los puntos de recogida y devolución. Es muy recomendable informarse sobre dónde se pueden alquilar furgonetas, además de si es posible recoger la furgoneta en una oficina y devolverla en otra distinta.

Decidir durante cuánto tiempo alquilarla. Es posible que se necesite la furgoneta un par de días para hacer una mudanza o que tan solo sea necesaria durante unas horas para comprar los muebles nuevos del salón o para ampliar la flota de una pequeña empresa de manera puntual. Sea como sea, se debe elegir el tiempo de alquiler según las necesidades de cada usuario.

Saber cómo conducir la furgoneta. Mucha gente tiene dudas sobre su habilidad para conducir una furgoneta, sobre todo si no se conduce mucho o se está habituando a coches pequeños. Para conducirla correctamente, en primer lugar, hay que prestar atención al ancho, largo y alto de la furgoneta, para guardar las distancias adecuadas y saber por dónde puede pasar. También es aconsejable tener especial cuidado con la velocidad, dejando más espacio para la frenada, teniendo en cuenta también la diferencia en la conducción si la furgoneta va llena o vacía. Además, es necesario considerar las dimensiones de la furgoneta para aparcarla con cuidado.

Tener cuidado al cargar la furgoneta. Manipular objetos grandes y pesados, como muebles y electrodomésticos, dentro y fuera de una furgoneta puede ser un desafío. Por ello, es conveniente asegurar la carga una vez dentro del vehículo para que no se mueva o se dañe durante el trayecto.