Trucos para mantener el peso a raya durante la navidad

Trucos para mantener el peso a raya durante la navidad

Compartir
perder peso en navidad ciclismo

Son fiestas navideñas y entre turrón y polvorón resulta muy complicado mantener el peso a raya. Para todos los deportistas que nos tiramos el año cuidando la alimentación y la línea, las comidas copiosas y los dulces llegan como un regalo del diablo.

Superar las temidas navidades sin añadir un gramo a la báscula se convierte prácticamente en tarea imposible. Un sueño fugaz que se te escapa año tras año cuando tu madre y tu suegra se empeñan en llenarte el estómago hasta la saciedad simplemente porque “se te ve muy flaco”.

Resistirse a la tentación es misión imposible y es que al fin y al cabo la navidad también está para disfrutarla. Los ciclistas, los runners y los triatletas ya nos pasamos 51 semanas obsesionados con la comida y el peso, como para encima renunciar a las celebraciones familiares y sociales.

Sin embargo, existen una serie de consejos prácticos para combatir el sobrepeso navideño. Una serie de tips que te pueden ser de gran utilidad al menos para que las fiestas navideñas no echen al traste tantos meses de sacrificio.

Sigue haciendo deporte:

¿Menuda obviedad no? Pues no tanto, y es que algunos aprovechan las fiestas navideñas para tomarse vacaciones en el trabajo y en el ámbito deportivo. No caigas en este error y trata de seguir practicando deporte de forma habitual. El deporte es la mejor forma para quemar calorías así que trata de minimizar al superávit calórico aumentando un poco la dosis de ejercicio diario. No hace falta que te machaques como un poseso pero sí que sería interesante que en estos días señalados realizaras algo de deporte.

Imagino que tendrás compromisos familiares a la hora de comer y es muy probable que se alarguen prácticamente hasta la hora de cenar. Levántate pronto y aprovecha las mañanas para sudar un poco la camiseta. Durante las navidades prioriza los deportes que queman más calorías frente a los ejercicios de pesas o de gimnasio. El entrenamiento HIIT puede ser una buena opción para quemar muchas calorías en poco tiempo.

Aumenta tu NEAT diario

Subir por las escaleras, ir al trabajo caminando o dar un paseo con el perro son algunos ejemplos de actividad física no asociada al ejercicio. Estas acciones más o menos rutinarias que no se consideran actividades deportivas son las que condicionan tu NEAT diario. El NEAT se integra por este cómputo de actividades que en muchas ocasiones subestimamos y que al final del día pueden suponer un extra de calorías quemadas.

beber alcohol navidad ciclismo
El alcohol es un silencioso enemigo

Si llevas un estilo de vida activo y saludable te resultará más fácil controlar el peso. Aprovecha estos días festivos para aumentar algo tu actividad diaria. Si tienes más tiempo libre puedes ir a comprar andando o aprovechar para sacar el perro durante más rato. Aunque pueda parecer una tontería todo suma y al final del día lo que termina marcando la diferencia es el balance calórico.

Entrenamientos en ayunas

El entrenamiento en ayunas está a primera orden del día cuando se trata de bajar de peso. El rodillo es una magnífica herramienta para practicar este tipo de ejercicio y un aliado estupendo para controlar a la báscula durante las navidades.

Imagino que a lo largo de estos días tendrás más de una comida abundante. Puedes aprovechar las cenas copiosas para practicar ejercicio físico a primera hora de la mañana en ayunas. El cuerpo tendrá gasolina de sobras y con este tipo de actividad aceleraras la quema de grasas. Además, el cuerpo estará activo desde primera hora de la mañana y le darás una señal de activación a todo el metabolismo.

Los entrenamientos en ayunas recomiendo que no sean muy largos ni muy intensos, pero tras una gran nochebuena puedes estar tranquilo porque tendrás combustible para hacer tranquilamente 2 horas en ayunas. No te pases con la intensidad y trata de mantener un ritmo constante a zona 2,3 que te permita tirar de grasas como fuente de combustible.

Bebe mucha agua

Estar hidratado correctamente es importante en cualquier época del año pero aquí no me refiero únicamente a esto. Todos sabemos que el agua llena el estómago y que contribuye a la sensación de saciedad. Ahora no hace falta que te pongas a beber agua como un poseso, pero es cierto que un vaso de agua antes de las comidas te puede ayudar a llenar antes el estómago. Utiliza algún vaso de agua extra para engañar al cerebro y es que al fin y al cabo cuando te sientas lleno dejarás de comer. Durante la comida trata de priorizar agua frente a otro tipo de bebidas azucaradas o con alcohol.

Prioriza alimentos saludables 

Ya no se trata solo de comer menos, sino de hacerlo mejor. En este punto me refiero a la posibilidad cambiar alimentos. Los entrantes variados son muy habituales y allí es probable que tengas bastante catalogo en el que elegir. Si puedes comer ensalada o unas tostadas con salmón y aguacate siempre será mejor que cebarse con la tabla de quesos o con foie. Con el plato principal lo tendrás más complicado, pero en los postres es probable que tengas una nueva oportunidad. No es lo mismo disfrutar de una buena fondue de fruta y chocolate que zamparse dos barras de turrón y 5 polvorones.

dulces navidad
Las montañas de dulces se acumulan en la mesa y en el abdomen

Es importante contextualizar y es que te estoy aconsejando que priorices alimentos saludables y no que pidas un menú a medida. Todos conocemos los alimentos saludables y los que no lo son. Básicamente trata de minimizar la ingesta de grasas saturadas y de azúcares. Como más te alejes de los alimentos saludables más complicado te resultará volver a recuperar la normalidad.

No te comas la cabeza

Seguramente el punto más importante de todos. No te olvides de disfrutar de las fiestas navideñas. Disfruta del entorno y de la comida. No todos los días es navidad y por desgracia cada vez resulta más complicado reunir a toda la familia. No te comas la cabeza, deja de lado los pensamientos negativos y la autocrítica. Aprovecha los días festivos para desconectar y para comer platos que no puedes ni imaginar durante el resto del año. No te olvides de que lo que condiciona realmente el resultado es lo que haces durante el resto del año y que no se acerca el fin del mundo si te saltas un par de días la dieta. Socializa y disfruta de los pequeños momentos.


Suscríbete a nuestro newsletter

Recibe en tu correo lo mejor y más destacado de LBDC

Te puede interesar...

Deja un comentario

Con la publicación de un comentario acepto expresamente recibir la newsletter y soy conocedor de que puedo darme de baja en cualquier momento de acuerdo a nuestra política de privacidad