Albert Luque: "No habrá excepciones para Barça o Madrid en la Supercopa"

"Al hombre siempre le ha gustado el fútbol más que a la mujer. Es normal que en Arabia haya menos asistencia por parte de la mujer", dijo

El exfutbolista catalán está de acuerdo en que se suspendiera el derbi sevillano

Luque analizó la actualidad deportiva
Luque analizó la actualidad deportiva | sport

EFE

Albert Luque, miembro del gabinete de presidencia de la Real Federación Española de Fútbol (RFEF), aseguró que, en caso de que Barça o Real Madrid no se clasifiquen para alguna edición de la Supercopa de España durante la vigencia del contrato para que se dispute en Arabia Saudí hasta 2029, no se hará ninguna excepción aunque sean los equipos que más expectación levantan en el país.

Además, en esta entrevista con 'EFE', Luque está de acuerdo en que se suspendiera el derbi sevillano, tras ser alcanzado Joan Jordán en la cabeza por una vara lanzada desde la grada, e hizo un llamamiento a jugadores y clubes para que transmitan mensajes de calma en las redes sociales respecto a los árbitros tras las amenazas recibidas por parte de Luis Medina Cantalejo, el presidente del comité técnico de árbitros.

P: ¿Con qué sensaciones ha vuelto la RFEF de Arabia Saudí?

R: Ha sido una Supercopa muy bonita, tanto para la RFEF como para el espectador. Al final, el futbolista y el aficionado lo que quieren son partidos emocionantes. Este concepto de Supercopa a mí como futbolista me hubiese gustado jugarlo. El ambiente fue fantástico, todo estuvo excelentemente preparado.

P: ¿Ha habido alguna queja interna por parte de los clubes o los jugadores?

R: Los jugadores y los clubes nos transmiten que están encantados. Y, a nivel económico, para el fútbol que no es de primer nivel y el fútbol base es esencial que vayamos a Arabia porque nos permite darles ayudas en estos tiempos tan difíciles que estamos pasando con el coronavirus. Me atrevo a decir que muchos clubes hubiesen desaparecido durante estos malos tiempos si no fuese por las ayudas de la RFEF.

P: Más allá de los ingresos que supone celebrar la Supercopa en Arabia Saudí, ¿la RFEF tiene algún otro interés en que se celebre allí?

R: Es una forma de expandir la marca para los clubes. Al Athletic Club, por ejemplo, le viene genial jugar partidos fuera de Europa para expandir su marca. No es que nosotros entráramos en la federación y dijéramos "vámonos a Arabia". Esto tuvo un proceso muy largo.

P: ¿Cuál fue?

R: Cuando llegamos la Supercopa era un torneo que se jugaba en verano y que tenía muy poco interés para el aficionado. A muchos equipos, además, les rompía la pretemporada. Recibimos quejas de los clubes en este sentido. La idea de la Final Four, que fue del presidente Luis Rubiales, primero se expuso para celebrarse en España, pero siguió sin llamar la atención y apostaron por ello otros países. Estamos En Arabia, pero hubo muchos otros países interesados.

P: Se agotaron las entradas en la semifinal entre el Barcelona y el Real Madrid y en la final. Pero hubo poco más de 10.000 personas en la otra semifinal, la que jugaron el Atlético de Madrid y el Athletic Club. ¿Les preocupa de cara a futuras ediciones?

R: Pasaría igual si en vez de en Riad la Supercopa se hubiese jugado en Córdoba. Al final mueve más un Barça-Madrid que un Atlético de Madrid-Athletic Club. Tenemos que ver qué se puede hacer cuando se jueguen encuentros en los que no participen ni Barça ni Madrid. No es fácil porque incluso en España o en un país cercano sucedería, pero intentaremos mejorarlo.

P: ¿En caso de que por méritos deportivos Barça o Madrid no se clasifiquen para la Supercopa podría haber excepciones? El conjunto azulgrana ahora mismo es sexto en la Liga.

R: Habrá algún año que alguno de los dos no vaya y no habrá excepciones de ningún tipo. Aquí van los equipos que se lo han ganado y si el Barça o el Madrid se quedan fuera será porque no han estado al nivel para estar en una semifinal de la Supercopa.

P: El contrato para celebrar la Supercopa en Arabia Saudí se ha alargado hasta 2029. ¿Por qué se ha hecho a tan largo plazo? ¿Tiene que ver con el propósito de este país de convertirse en un gran atractivo turístico con el horizonte puesto en el 2030?

R: Ellos tienen su interés. El nuestro en alargarlo es tener una tranquilidad respecto las categorías del fútbol español que he comentado antes. El covid es una cosa que no sabemos cuándo va a terminar y esto nos da un colchón para que los clubes tengan nuestro apoyo cuando más lo necesiten.

P: (El presidente de la RFEF, Luis) Rubiales explicó el otro día en la Cadena SER que se hicieron excepciones para que pudiesen jugar la Supercopa futbolistas no vacunados, a pesar de que en Arabia es obligatorio para entrar en el país. ¿Recibieron presiones de los clubes para que así fuera?

R: Hay unas normas FIFA en el tema de la vacunación y ya hubo excepciones en la Eurocopa del pasado verano. Con todo lo que hacemos siempre hablamos con los gobiernos y poniéndolo en conocimiento de UEFA y FIFA. Hablamos con el gobierno saudí para explicarle la situación de los equipos y al volver hicimos lo mismo con el español, concretamente con el Ministerio de Sanidad, para que los contagiados que hubo pudiesen volver en un avión especial. Es como hay que hacer las cosas, con transparencia y con mucha seguridad.

P: En el estadio se vieron muy pocas mujeres entre el público. ¿Les incomoda?

R: La mayoría de los aficionados del fútbol masculino en España también son hombres. Al hombre siempre le ha gustado el fútbol más que a la mujer y, teniendo esto en cuenta, es normal que haya menos asistencia por parte de la mujer. Hay que tener en cuenta que Arabia es un país que se está abriendo mucho y está claro que nosotros podemos aportar o ayudar, hasta un límite. Nosotros dijimos que, para jugar allí, la mujer tendría que entrar sin ningún problema en los estadios.

P: ¿A la RFEF le preocupa la presión que están viviendo últimamente los árbitros, como las amenazas al responsable del comité técnico, Luis Medina Cantalejo?

R: Sí, sin ningún tipo de duda. La gente debe poner más cordura y coherencia. Por eso hago un llamamiento a jugadores, a clubes y a nosotros mismos, la RFEF. Tenemos que seguir una línea porque al final todos podemos cometer errores, somos humanos. Tenemos que olvidarnos de incendiar las cosas en las redes sociales, tenemos una responsabilidad. Animo a los jugadores y a los clubes a que sus publicaciones siempre lleven a la calma.

P: ¿Le pareció bien la suspensión del Betis-Sevilla después de que un palo impactase en Joan Jordán?

R: Sí, porque si se sigue jugando lo que transmites es que puedes tirar un palo, darle a un jugador y que el partido siga. Hay una línea roja que no se puede superar.

P: La selección jugará en el RCDE Stadium el 26 de marzo ante Albania.

R: Sí, ya tocaba que volviese a Barcelona. La última vez fue hace 18 años. Precisamente, yo jugué ese partido. Fue en 2004 ante Perú en el Estadio Olímpico de Montjuïc.

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil