Xavi: “Necesitamos estar unidos y creer en la idea más que nunca”

Xavi: “Necesitamos estar unidos y creer en la idea más que nunca”

El técnico del FC Barcelona compareció en rueda de prensa antes del partido de este domingo ante el Alavés | FCB

El entrenador del Barça sigue siendo optimista aunque los resultados no lleguen: "Cada día sale el sol. Estamos en el inicio del proyecto, hay que tener paciencia, fe y perseverar"

"Confiamos en nuestro modelo de juego", aseguró en rueda de prensa el técnico vallesano

Es un momento extremadamente complicado para el Barça. Eliminado de la Champions, la Supercopa de España y la Copa del Rey, el conjunto blaugrana está obligado a reaccionar si no quiere alejarse todavía más de las posiciones de clasificación europea de la Liga Santander. Mientras no llega el momento de intentar competir por el título de la Europa League, los culés están obligados a mejorar su situación en la competición de la regularidad. Y Xavi Hernández no tiene ninguna duda de que los cuantiosos problemas y el contexto no pueden despistar a sus futbolistas: “Necesitamos estar unidos y creer en la idea más que nunca”.

El entrenador vallesano aprovechó la rueda de prensa previa a la visita al Alavés para dejar claro que, aunque los resultados no estén acompañando, sigue siendo optimista. “Si no lo fuera no estaría aquí. Cada día sale el sol. Estamos en el inicio del proyecto, hay que tener paciencia, fe y perseverar. No queda otra. Me pasó como futbolista: al principio había dudas, pero se sacó adelante”, recordó un Xavi que insistió en la máxima de que en el Camp Nou “no hay años de transición”. La receta del míster catalán no puede ser más transparente: unidad, compromiso y competitividad. Sobre todo lo último. Las victorias tienen que llegar de forma inmediata.

“Los resultados. Hay que creer más que nunca en la idea que hizo grande al Barça, pero lo que más me preocupa son los resultados”, confesó el egarense cuando fue cuestionado por las dificultades barcelonistas de trasladar las buenas sensaciones en el marcador. “Cuando hay un cambio de entrenador se necesita un proceso que requiere más tiempo del que pensábamos. Creemos en nuestro modelo de juego”, reflexionó. Sobre el Alavés, Xavi consideró que tiene una filosofía “bastante parecida” a la del Athletic Club y que el conjunto blaugrana tiene que ser más intenso si pretende lograr una victoria “urgente”: “En San Mamés nos faltó deseo. Esto es lo que más daño me hace, sobre todo porque lo habíamos hablado”.

Dembélé “ya sabe lo que hay”; Ansu Fati, "muy afectado"

Los dos principales nombres propios de la comparecencia han sido Ansu Fati y Ousmane Dembélé. El primero “está muy afectado” tras recaer de su lesión muscular. “Es una situación difícil. Hoy nos hemos reunido con la familia y el lunes lo volveremos para decidir si se opera o no. Estamos aquí para ayudarle. El doctor Pruna me dijo que estaba preparado para jugar entre 30 y 35 minutos, pero la prórroga nos trastocó los planes. Él nos dijo que se encontraba bien, son cosas que no podemos controlar. Ahora haremos una planificación muy específica para que no vuelva a lesionarse”, apuntó Xavi, que reconoció estar “triste” y “frustrado” por esta cuestión. “Es parte del fútbol, sí, pero estamos sufriendo contratiempos muy importantes cada semana…”, justificó.

La situación del extremo francés “no ha cambiado”. “Sabe lo que hay y ahora tiene que tomar una decisión”, valoró el entrenador del Barça, que no contempla la posibilidad de que el futbolista se quede hasta el final de la temporada sin renovar. “No hay otra. Aún quedan suficientes días de mercado para encontrar una solución. No hay otra alternativa”, subrayó. Frenkie de Jong, por su parte, está lejos de mostrar su mejor versión, pero Xavi no tiene dudas de que tarde o temprano llegará. “Será un jugador muy importante en el tramo decisivo del curso. Seguro”, aseveró.

Gerard Piqué, Sergio Busquets y Jordi Alba, en representación del sector más veterano del vestuario, han sido los efectivos más criticados en los últimos días por un barcelonismo que entendería que tuvieran un rol complementario, pero que es incapaz de aceptar que sigan siendo imprescindibles. “Cuando las cosas no van bien, los tiros van hacia las vacas sagradas. Yo lo entiendo y ellos también lo tienen que entender. Su compromiso es espectacular, incuestionable. Hasta hace poco no teníamos muchas alternativas, ahora sus minutos dependerán del rendimiento”, finalizó.