Sport.es Menú

Van Gaal revela qué pasó entre él y Rivaldo

"Tras ganar el Balón de Oro, dijo al vestuario que no jugaría más en la banda", explica el ex técnico del Barça

Louis van Gaal recuerda en el programa 'Quan s'apaguen els llums' su paso por el banquillo blaugrana

Van Gaal habló de su etapa como entrenador del Barça. El técnico holandés explicó qué había pasado con jugadores como Óscar o Rivaldo | TV3

La relación entre Van Gaal y Rivaldo no fue fluida. Más bien todo lo contrario. Empezó bien, pero, según explica el ex técnico holandés del Barça en el programa de TV3, ‘Quan s’apaguen els llums’, dirigido y presentado por Lluís Canut, se torció tras ganar el Balón de Oro en 1999. Van Gaal explica qué pasó en el vestuario el día después de lograr el galardón.

SPORT.ES

Johan Cruyff

Es conocido de sobras que Rivaldo pidió a su entrenador dejar de jugar  en la banda izquierda para hacerlo de mediapunta, por el centro. Lo que no es tan conocido es cómo ocurrió todo: “Lo puse en la izquierda, marcaba y jugaba bien. El equipo se adaptaba a él”, arranca Van Gaal. “Fue cuando le escogieron mejor jugador del mundo. El día después de ganar el premio me pidió hablar con los compañeros y, cuando pensaba que quería dar las gracias, va y les dijo que ‘no voy a jugar nunca más de extremo, voy a jugar de ‘10’...”, comenta el neerlandés.

UN CASTIGO DECISIVO

La respuesta de su técnico fue contundente: “Le dije que no jugaría más en el primer equipo, que había sido el mejor del mundo jugando de ‘11’ gracias a sus compañeros y que ahora iba a agradecerles el esfuerzo realizado  de esta manera”, le inquirió. Sus planes no acabaron de hacerse realidad porque la dependencia del Barça hacia Rivaldo era enorme: “Era la tercera temporada y fue difícil porque marcaba muchos goles. Perdimos dos partidos porque no jugó y entonces los jugadores vinieron a decirme que tenía que jugar. Cedí, pero ya era demasiado tarde. Por eso perdimos el campeonato y las semifinales contra el Valencia en la Champions”, reconoce Van Gaal. En ese sentido, Louis comenta durante el programa que “no soy arrogante, la prensa me presentó así. Siempre escucho a los demás, a los jugadores, la gente del club, a mi presidente. No hay diferencia entre un jugador, Carles Naval o el encargado de las botas”.

EL VALENCIA, MAL RECUERDO

De aquella Champions perdida ante el Valencia, Van Gaal recuerda, sobre todo, a un futbolista: “Piojo López fue mi bestia negra”, asume antes de reconocer que la eliminación “fue una gran decepción, la mayor en aquel momento. Llegamos a semifinales al tercer año y no pude mantener al equipo equilibrado para ganar a aquel Valencia, que se cerraba atrás y jugaba al contragolpe. Me tendría que haber adaptado a sus características. Luego ya me adapté más a las características del contrario”.

NÚÑEZ Y SU SALIDA

Cuestionado por si sentía que, cuando le atacaban a él, lo hacían indirectamente a Núñez, asintió: “Aún lo creo. Núñez me vino al final de temporada y me dijo que se quería ir, que me fuera también con él. Era un buen presidente y una buena persona, un segundo padre para mí. Le dije que me iría si él quería, ya que él me había prorrogado el contrato, no el público, ni l’Elefant Blau, ni la prensa. Por eso cuando se fue, yo también me fui”. Además, perdonó dos años: “Era mucho dinero, pero para mí no es lo más importante, lo es el entorno, las relaciones que estableces con él”.

CRUYFF Y EL AVISO DE MICHELS

Cuando Louis van Gaal firmó por el Barça, lo hizo tras reunirse en París con “el hijo del presidente Núñez. Me sorprendió porque esperaba hablar con el presidente. ¿Por qué tenía que hablar con el número dos?”, se preguntaba durante la entrevista. Lo hizo al cabo de poco tiempo:  “Semanas más tarde me reunió con Núñez”. También tuvo que hablar con Robson y Mourinho: “No fue una conversación muy agradable. Con Robson fue muy directo y pasó a ser mi director de ‘scouting’. Con Mourinho fue molesto, a gritos. Pero me gustó que, al menos, fuera honesto. Así que le dije que podía seguir estudiando a los contrarios y lo hizo muy bien”.

Lo que más le sorprendió, sin embargo, fue la división entre ‘cruyffistas’ y ‘nuñistas’: “No sabía de este movimiento, esta división. Creo que Cruyff se juntó con el ‘Elefant Blau’ como venganza contra Núñez. Era algo político. Y Cruyff siempre era crítico conmigo en sus columnas en ‘La Vanguardia’. Pero conmigo no era político, era más que yo estaba en su territorio de entrenador. Michels me dijo cuando fiché por el Barça que fuera con cuidado con Johan. Estaba avisado, pero no esperaba esto de un compatriota”.

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil