Novedades

CITROËN BERLINGO

Citroën Berlingo, el aliado de la familia

El ludospace de la firma presenta un modelo innovador basado en la modularidad, el confort y la funcionalidad.

Citroën Berlingo, el aliado de la familia

Galería4 fotos

Citroën Berlingo, el aliado de la familia

/

X
@TelvaSV

El primer Citroën Berlingo fue lanzado en 1996 y supuso la aparición del concepto Ludospace, un vehículo versátil ideado tanto para el uso profesional como familiar. Como pionero, ha gozado durante años de ser el referente de su segmento pero su última renovación completa se remontaba a 2008. La firma ha cambiado mucho desde entonces y la homogenización de su gama es un pilar fundamental de la estrategia Citroën bajo el lema “Inspired By You”. La transformación de su vehículo más vendido después del C3 ha sido total, pese a mantenerse fiel a la esencia del icono. Los monovolúmenes desaparecen poco a poco del portfolio de las marcas mientras los SUV’s colonizan nuestras carreteras pero ojo, les acaba de salir un rival inesperado, coherente y atrevido.

Sobre la plataforma EMP2 del grupo PSA encontramos modelos de todas las gamas desde berlinas, crossovers hasta su hermanastro, el Peugeot Rifter. Dos furgonetas casi idénticas pero que nada tienen que ver entre ellas. La gama Berlingo que nos ocupa se divide en 2 longuitudes, la M de 4,40 metros de largo y la XL de 4,75 m, ambas con la opción de tener 5 y 7 plazas individuales escamoteables incluso la del copiloto (disponible a partir de 2019). El maletero con la segunda fila es de 775 litros de capacidad y 1050 litros en la pequeña y grande respectivamente. Para la versión de carga todavía debemos esperar y por tanto para un posible camper pequeño del chevron.

Interior del nuevo Berlingo | Citroën

El diseño del nuevo Citroën Berlingo sigue las líneas expresivas y juveniles que han creado una imagen de marca distintiva y única para la nueva ofensiva de la marca francesa. Detalles como el parabrisas alargado, el capó corto y el frontal vertical con dos firmas lumínicas ultrafinas, diferenciadas y divididas son una tónica en sus últimos lanzamientos junto a los Airbumps, los elementos de color de los faros, las barras en el techo y enormes llantas. Con ocho tonos de carrocería y dos paquetes de diseño interior son 24 las combinaciones posibles además del acabado XTR, identificable por los detalles en naranja, las llantas de hasta 17 pulgadas y el interior específico Wild Green.

La funcionalidad y el espacio son virtudes esenciales que han acompañado el éxito del modelo fabricado en Vigo hasta las 1,7 millones de matriculaciones. Pese a la crossoverización de su estética, la modularidad y la habitabilidad interior sigue siendo su punta de lanza, esta vez con la excusa del diseño como efecto llamada a un público más joven o familias aventureras con necesidad de soluciones interesantes.

Modultop | Citroën

La sensación de amplitud es tremenda gracias al techo Modutop (opcional en la versión tope de gama), que además de ser de cristal tiene un arco translucido que ejerce a su vez de guardaobjetos y que incorpora un pequeño maletero extra por encima de la estantería posterior de 92 litros. A este hueco se puede acceder directamente a través de la ventanilla del portón trasero.  La habitabilidad también está asegurada, incluso con 7 asientos que en el caso de la talla XL se montan sobre unos raíles para dar más protagonismo al maletero o a los viajeros.

El Modultop tiene un maletero extra | Citroën

La oferta de motorizaciones consta de 3 diésel BlueHDi de 75, 100 y 130 caballos y dos gasolina PureTech de 110 y 130 CV. El Citroën Berlingo estrena una nueva caja de cambios de 8 velocidades EAT8 en los propulsores de 130 CV pero que se hará esperar hasta 2019 en el caso del gasolina. Esta transmisión ha mejorado en finura y velocidad de introducción de las marchas, sin duda un paso adelante significativo en conducción. Durante nuestro breve contacto con el modelo en las inmediaciones de París pudimos probar el motor más potente diésel y el gasolina 1.2 de 110 con cambio manual. Si bien es suficiente la variante menos potente, creemos que el comprador del nuevo Berlingo agradecerá el plus para circular con el vehículo cargado y el ahorro en caso de hacer mucho uso de él.

En nuestro país se puede pedir ya desde 14.800 € para la talla con motor diésel de 75 CV y acabado intermedio Feel. El resto de la gama se completa con el nivel de acceso Live y el tope de gama Shine. Este último cargado de equipamiento tecnológico, ayudas a la conducción y soluciones funcionales que marcan la diferencia. Para su lanzamiento también han ideado una serie especial limitada denominada #TOP1 que monta el bloque BlueHDi de 100 CV desde 16.300 €.