Las manos, y el penalti, más ridículo de Coentrao

Pedía una falta con las manos levantadas cuando el balón le tocó

Fue una imagen patética, impropia de un futbolista profesional

Las manos de Coentrao
Las manos de Coentrao | sport

Sport.es

El Sporting de Lisboa solo perdía por la mínima cuando en uno de sus ataques se ha producido un penalti de lo más ridículo. El protagonista de este incidente en el partido entre el Sporting y el Madrid fue Fabio Coentrao, que regresaba a su país en el tercer encuentro de la temporada en el que Zidane le daba protagonismo. El lateral está viviendo en un segundo plano su regreso a Madrid tras su cesión al Marsella y ayer volvió al primer plano con una imagen que será recordada por lo inusual y por ser impropia de un futbolista profesional.

El jugador del Real Madrid estaba marcando a Joel Campbell, delantero costarricense del Sporting. Ambos estaban de espaldas a la portería de Keylor Navas. En un pase, Campbell efectúa un taconazo. Coentrao, que estaba detrás, se encontraba con las manos levantadas pidiendo falta de una acción posterior. El balón que llegó de Campell le acabó tocando  en la mano del defensa portugués. El colegiado escocés William Collum no dudó en castigar como pena máxima al Real Madrid. Coentrao, para rizar el rizo, todavía pedía que no era penalti.

Se trata, sin lugar a dudas, de una imagen ridícula protagonizada por Coentrao que dará la vuelta al mundo. El penalty fue transformado por Silva y empató el encuentro, que acabó resolviendo Benzema 

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil