Un Barça B superado por las circunstancias

El filial azulgrana ha llegado al ecuador liguero en su peor momento, a 14 puntos del líder y a tres de los puestos de play-off

Sergi Barjuan ha puesto en liza a 30 jugadores, cinco de ellos con dorsal juvenil; hasta para reforzarse depende del primer equipo

El Barça B va de decepción en decepción últimamente
El Barça B va de decepción en decepción últimamente | David Ramírez

Son malos tiempos para el Barça B. Aunque el objetivo del play-off de ascenso sigue cercano, a tres puntos, el filial azulgrana ha llegado al ecuador liguero con más sombras que luces y la sensación de que está superado por las circunstancias. También su propio entrenador, Sergi Barjuan, que en las dos últimas ruedas de prensa postpartido ha exhibido un tono bajo y preocupado.

Y es que al Barça B le está pasando de todo. La montaña rusa en la que se ha instalado permanentemente el primer equipo ha repercutido de manera directa en su filial. Gavi, Nico, Abde, Jutglà... todos ellos debían comenzar la temporada con Sergi y sin duda es una gran noticia que ya no vuelvan a bajar, es el triunfo del fútbol base y de La Masia, pero no se pueden esconder los efectos secundarios.

La 'presión' de Capellas

Hasta el mismo Sergi ascendió esta temporada al primer equipo cuando fue destituido Ronald Koeman. Su sustituto, Albert Capellas, ganó en esa transición los dos partidos que se sentó en el banquillo (Linares y Sevilla Atlético), casualmente los mismos que suma el de Les Franqueses en su retorno al filial... solo que con ocho encuentros disputados.Siete puntos de 24 posibles que ha dejado al equipo azulgrana ni más ni menos que a 14 puntos del líder -y que asciende automáticamente- el Villarreal B, pero lo peor son las dudas que se han instalado en el equipo y la desesperación porque las cosas no salen en una categoría de nueva creación, la Primera RFEF, que se está revelando muy exigente.

Errores que lastran

El Johan Cruyff no está siendo un fortín (han volado 10 puntos de 30 posibles) y aquí es donde debería hacerse fuerte el filial. En el último partido, ante el UCAM Murcia, los azulgranas desaprovecharon dos ventajas en el marcador y pagaron caros los errores defensivos.

Sergi debe preparar durante la semana los partidos con lo puesto, entre los lesionados y los que están en dinámica del primer equipo y que hasta el último momento no sabe si puede contar con ellos. Pero esta es la idiosincracia de un filial, aunque multiplicada en esta temporada atípica.

Incierto mercado

El resultado es que el de Les Franqueses ha utilizado ya a 30 futbolistas y cinco de ellos, con ficha del juvenil (Arnau Solà, Ilias, Estanis, Aleix Garrido y Arnau Casas, por orden de participación). Algunos de los fichajes llamados a ser importantes, como Kays Ruiz y Jordi Escobar, apenas están teniendo participación. El delantero se estrenó como titular ante la UCAM en la última jornada por la lesión de Ángel Rodado, el máximo goleador del equipo, con seis dianas.

Ante esta circunstancia, el mercado invernal podría dar oxígeno, pero solo ha llegado de momento Fabio Blanco e incomprensiblemente no pudo debutar contra los murcianos (fichó el 8 de enero) porque no había recibido todavía el transfer internacional. Al menos ante la prensa, Sergi se mostró escéptico sobre nuevas incorporaciones. Manda el primer equipo, todos los esfuerzos están ahí centrados, y se acrecienta la impresión de que el filial está pasando a un plano muy secundario. Justo la temporada que más se le está necesitando...

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil