Industria

El Grupo BMW

El Grupo BMW venderá 13 vehículos eléctricos en 2025

En total, ese año su gama contará con hasta 25 modelos electrificados, contando los 13 eléctricos y coches híbridos.

BMW i3, el compacto eléctrico de la firma bávara.
BMW i3, el compacto eléctrico de la firma bávara. | BMW

Redacción

La industria del automóvil avanza hacia la electrificación total. Tanto es así, que muchos fabricantes ya han anunciado sus intenciones de contar con varios modelos híbridos y eléctricos en sus ofertas próximamente. El último en sumarse ha sido el Grupo BMW (BMW, Mini), que ha anunciado que en 2021 ya venderá cinco coches totalmente eléctricos y que, en 2025 hará lo propio con 25 modelos electrificados, contando híbridos, de los cuales 13 será 100% eléctricos.

Según ha confirmado el consorcio alemán, este mismo año empezará a producir el Mini eléctrico en Oxford, Inglaterra, en 2020 ensamblará el iX3, un SUV eléctrico que se producirá en China, en Shenyan, para todo el mundo, y en 2021 llegarán los iNEXT e i4, que se fabricarán en Dingolfing y Múnich, Alemania, respectivamente. Además de los eléctricos, llegarán también las actualizaciones de las versiones híbridas enchufables (PHEV) del Serie 3, el Serie 7 y el X5, además de la nueva variante PHEV para el X3, todas presentadas en el pasado Salón de Ginebra. Por si fuera poco, en Shanghái debutó el X1 PHEV para el mercado chino.

Ofrecer la posibilidad

Según explica Herald Krüger, presidente del grupo, no quieren obligar a la gente a comprar coches electrificados, sino ofrecerles la posibilidad de hacerlo. "Nuestro mercado es global. No queremos decirle a la gente qué hacer. Nuestra estrategia de electrificación flexible subraya este enfoque y nos permite servir a diferentes regiones del mundo, ya que la introducción de motores de propulsión alternativos avanza a un ritmo diferente en diferentes mercados".

Pese a su ofensiva y el impulso "sistemático" de la movilidad eléctrica, el grupo seguirá mejorando sus motores de combustión interna e invirtiendo en nuevas tecnologías como la pila de combustible. "Creemos que sería un error confiar en una sola tecnología, ya que eso podría poner en peligro la prosperidad en Alemania", advirtió Krüger.

El Grupo BMW se ha fijado el objetivo de usar exclusivamente energía renovable en todas sus instalaciones a partir de 2020, así como reducir "al enos" un 50% las emisiones de dióxido de carbono de su flota de vehículos en Europa en comparación con los niveles de 1994. Según sus presidente, ya han llegado al 42% de reducción. La Unión Europea obligará a todas las marcas a que la media de emisiones de su gama no supere los 95 gramos por kilómetro en 2021. Todos aquellos fabricantes que no lo consigan se enfrentarán a multas de entre 2.403 y 11.198 millones según un cálculo de la agencia Moody's. Concretamente, la multa será de 95 euros por cada vehículo que acredite haber vendido en 2020.