Competición solo entraría en la acción de Cucurella si hay denuncia de Militao o el Real Madrid

Así queda recogido en el actual Código Disciplinario de la RFEF en aquellos casos donde no está recogido en el acta arbitral

El jugador dejó claro en su cuenta de Twitter que le pidió que se callara de una vez

Cucurella se defendió de las acusaciones
Cucurella se defendió de las acusaciones | sport

Ramón Fuentes

Sólo una denuncia ante el Comité de Competición podría suponer que los supuestos insultos de Cucurella a Militao tuvieran consecuencias disciplinarias. Al no estar recogido en el acta arbitral, no es norma de este Comité presidido por Carmen Pérez como los anteriores con Francisco Rubio o Alfredo Florez, entrar de oficio ante un suceso en el partido. 

Sólo se inicia un procedimiento cuando está recogido en el escrito arbitral, a instancias del CSD o por denuncia de un tercero. Así de claro lo deja el Código Disciplinario de la RFEF donde en su artículo 22 y que dice textualmente lo siguiente: " La incoación de oficio se podrá producir por iniciativa del propio órgano, en virtud de denuncia motivada o con base en los informes de los Oficiales Especializados en la lucha contra la violencia, el racismo, la xenofobia, la intolerancia y en general, la discriminación de cualquier índole". 

Luego parece claro que sólo una denuncia del Real Madrid como club o del propio Militao podría implicar que este suceso tenga más recorrido. Algo que parece descartado, no sólo porque el Cucurella lo negara de forma tajante, sino porque además hay una ley no escrita donde los clubes no se denuncian entre ellos ante este tipo de situaciones. Otra cosa bien distinta es cuando hay capítulos de alineación indebida como sucediera en el Cadiz- Real Madrid de hace varias temporadas o la campaña pasada con la denuncia del Levante contra el Fútbol Club Barcelona del Levante también por esta circunstancia. Denuncia, esta última, que se produjo fuera de plazo de ahí que nunca tuvo consecuencias deportivas para el Fútbol Club Barcelona. 

Además el propio Cucurella desmintió categóricamente que hubiera llamado "mico" , un apelativo de mono, al defensa madridista. Lo dejó bien claro en su cuenta de twitter donde escribió que "en ningún momento he insultado insultado ni descalificado a Militao. Mis palabras han sido "Cierra el p...pico". Para justo después pedir disculpas si ha podido molestar sus palabras: "Pido perdón si alguien se ha sentido ofendido por ello. Estas son las unicas declaraciones que he hecho y voy a hacer al respecto".

Parece claro entonces que estamos ante un asunto zanjado y que no tendrá más recorrido. 

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil