El naufragio goleador de Griezmann lejos del Barça

El naufragio goleador de Griezmann lejos del Barça

¡Cómo fallaste también esto, Griezmann! La mala racha continúa en la Nations League | SPORT.es

Con la eliminación de Francia de la UEFA Nations League, el 'Principito' puso final a su peor temporada en términos anotadores desde su primer año en la Real Sociedad

El delantero solo ha marcado un gol en 2022: fue el 6 de enero, en la Copa del Rey y contra el Rayo Majadahonda (0-5)

Después de una época complicada, hay quienes deciden someterse a un cambio de ‘look’ para cortar por lo sano e intentar corregir la mala dinámica. Cuando el Atlético de Madrid anunció el regreso de Antoine Griezmann, las redes sociales colchoneras se llenaron de una petición muy peculiar: los aficionados rojiblancos querían que el delantero francés se cortara el pelo para dejar atrás definitivamente su etapa en el Camp Nou. Al ‘Principito’ no le pareció mal y accedió a las súplicas para lograr el perdón del Wanda Metropolitano. Empezaba una nueva vida tras dos temporadas difíciles en Barcelona.

‘Grizi’ volvía al estadio en el que más feliz ha sido en toda su carrera con el objetivo de la redención entre ceja y ceja. Allí le esperaba Simeone, el técnico que exprimió mejor sus virtudes y que insistió en su repatriación hasta el último segundo del mercado de fichajes. Todo parecía perfecto. Sobre el papel todos ganaban, pues el Barça se ahorraba una de las fichas más elevadas de la plantilla, el Atlético mejoraba su línea ofensiva con un refuerzo de lujo a un precio asequible y Antoine rehacía un camino que, tal como el tiempo ha demostrado, quizás no debería haber recorrido en julio de 2019.

Griezmann: Quería volver sí o sí, es el mejor lugar para mí | EFE

La dura realidad es que este lunes, con la eliminación de la selección francesa en la fase de grupos de la UEFA Nations League, Griezmann puso fin a su peor temporada en términos anotadores desde su primer año en el primer equipo de la Real Sociedad, cuando marcó siete tantos. En su primer campaña después de dejar la Ciudad Condal, donde promedió 16,5 aciertos por curso, el francés solo ha celebrado ocho dianas y ha repartido siete asistencias con el Atlético. También ha registrado cuatro goles con su combinado nacional. Y eso que tanto el ‘Cholo’ Simeone como Didier Deschamps han mostrado una fe inquebrantable con él. No se ha perdido ningún compromiso por decisión técnica. Cuando ha estado disponible, lo ha jugado todo. No lo hizo ante el Liverpool, en la fase de grupos de la Champions, por sanción. Entre diciembre y febrero fue baja en 11 duelos por culpa de una lesión muscular.

Su valor de mercado ha caído en picado desde que fichó por el Barça. En cuatro años, su cotización ha pasado de los 150 a los 35 millones de euros, según ‘Transfermarkt’. No es casualidad. Sin ir más lejos, el galo solo ha marcado un gol en 2022. Fue el 6 de enero, en la Copa del Rey y contra el Rayo Majadahonda (0-5). Ya hace más de seis meses de ese tanto. Pólvora mojada. Las siete asistencias y el buen tándem que ha formado junto a Joao Félix han sido lo único que ha maquillado una campaña para olvidar.

¿Y ahora qué?

El 31 de agosto de 2021, el Barça y el Atlético de Madrid acordaron una cesión de dos temporadas, esto es, hasta el final del curso 2022/23. Hasta entonces, el club madrileño pagará la totalidad de la ficha del atacante francés. En caso de que el futbolista dispute un mínimo de 45 minutos en los partidos en los que esté disponible –no se tienen en cuenta los encuentros en los que está lesionado o sancionado–, la entidad presidida por Enrique Cerezo estará obligada a pagar 40 millones de euros y se quedará en propiedad al delantero. De momento, pese a su irregular rendimiento, el porcentaje es muy superior.

En las oficinas del Camp Nou, en principio, no tendrán que preocuparse por la posibilidad de que el Atlético no ejecute la obligación de compra de Griezmann, aunque es probable que el club colchonero intente rebajar la cantidad de dinero pactada y buscar alguna fórmula como por ejemplo un intercambio de futbolistas para abaratar la operación. El ‘Principito’ ya tiene 31 años y su vuelta al Metropolitano no ha sido tan exitosa como se imaginaba.