Super Bowl 2021: Tom Brady y Tampa Bay hacen historia en su propio patio

Los Buccaneers vuelven a ser campeones de la Super Bowl después de 19 años

Tom Brady ganó el séptimo anillo de su carrera

Por si te lo perdiste de madrugada: Así conquistaron la Super Bowl los Buccaneers | Perform

Todos los condimentos estaban en la mesa para hacer que este partido fuese uno para la historia, y lo fue. Tom Brady se convirtió en el primer jugador en la historia del Super Bowl en ganarlo en tres diferentes décadas. A sus 43 años de edad ya puede decir que ha jugado por el título cada dos años en su carrera. El estelar quarterback de los Buccaneers y su equipo se convirtió en la primera franquicia en ganar el séptimo Super Bowl es su propia casa ser contundente pero con pocas emociones contra los Kansas City Chiefs por 31-9.

El partido se perfiló como un partido entre dos generaciones y el veterano quarterback llegó a superar a Patrick Mahomes en el partido. Brady tuvo un partido magistral. Manejó el partido de manera estupenda Esta fue la primera corona del equipo de la Florida en 19 años y lo hicieron dominando desde el principio.

Tom Brady lanzó 21 pases y acertó en 29 intentos para 201 yardas y anotó tres touchdowns.

Tampa Bay comenzó el partido de manera lenta en lo ofensivo, pero para la parte final de primer cuarto comenzó a carburar y a abrir la defensiva de los Chiefs. Los Bucs tuvieron una serie de ocho jugadas y 70 yardas que terminó con un pase de Tom Brady para Rob Gronkowski de ocho yardas para convertirlos en el emparejamiento que más conexiones de touchdown tienen en la historia de la postemporada. Esto le dio la ventaja al equipo local después de Harrison Butker pateara un gol de campo de 49 yardas para abrir el marcador.

En el segundo cuarto, la defensiva de los Chiefs se afirmaron y dejaron a Brady y compañía al borde de anotar el segundo touchdown del partido pero los dejaron a una yarda en cuarta oportunidad. Por lo general, Kansas City estuvo muy errático ofensivamente, pero en defensa hubo varios errores que pagaron caro y los colocó en una situación precaria.

LOS ERRORES FUERON FATALES

En la siguiente serie de los Bucs, Brady volvería a su arma predilecta. En primera oportunidad y 10 Brady encontró a Gronkowski de nuevo en un pase de 17 yardas para darle ventaja de 14-3. Mientras todo esto ocurría, Patrick Mahomes buscaba meterse en el partido, pero la defensiva de Tampa Bay pudo cerrarle el camino a la zona de anotación cuando todo indicaba que la ofensiva de los Chiefs ya tomaba cierto tipo de ritmo. En realidad, Mahomes hizo todo lo posible para solamente poder conseguir un segundo gol de campo de Butker de 34 yardas. Con ese rendimiento, el Super Bowl se convirtió en el quinto partido en su carrera en la que no anotó un touchdown en la primera mitad de un partido.

Pero faltando 18 segundos por jugar, los Chiefs cometieron otro error grave cuando Bashaud Breeland cometió una penalidad de 34 yardas por interferencia contra Mike Evans que colocó a los Bucs en la yarda 29 del Kansas City.

Faltando solamente 11 segundos habría otro castigo por interferencia contra Tyrann Mathieu y eso acercó a los Buccaneers a la yarda uno y Brady tendría su tercer pase de touchdown del partido cuando encontró a otro exPatriot, Antonio Brown, quien le dio una ventaja de 21-6 yendo al entretiempo.

CUESTA ARRIBA Y CASI IMPOSIBLE

La segunda mitad comenzó con Kansas City buscando por la vía terrestre y los problemas continuaron después de el tercer gol de campo de Butker. Esa mitad Tampa Bay usó un gran balance de juego terrestre y aéreo y la primera serie de ellos terminaría con un touchdown de Leonard Fournette de 27 yardas ante una defensiva de los Chiefs que parecía abatida y fatigada. Para Mahomes, se complicaba mucho ya que con marcador de 28-9 era ya estaban al borde del nocaut. Fue una noche complicada para el líder de los Chiefs ya que le faltaban tres titulares en su línea ofensiva por causa de lesiones. También hay que recordar que Laurant Tardif-Duvernay no jugó este año al estar trabajando como médico en su nativo Canadá luchando contra la pandemia.

Fournette siempre fue vital durante la temporada y en la segunda mitad fue utilizado con Ronald Jones para poder desgastar a la defensa de Kansas City. Estos dos combinaron en el ataque terrestre para acumular 150 yardas.

Mahomes después sería interceptado por Antoine Winfield, Jr. que terminó en gol de campo de Ryan Succop de 52 yardas y Tampa Bay llegó a tener ventaja de 31-9. El pateador se mantuvo perfecto en su carrera en la postemporada al acertar con su décimo tercer gol de campo.

LA DEFENSIVA DE TAMPA BAY

La ofensiva de Tampa Bay se va a llevar todos los elogios, pero el que tiene que ser dado un gran reconocimiento es a Todd Bowles y a su unidad defensiva. El coordinador defensivo de los Bucs neutralizó a la ofensiva más potente de la NFL al solamente ceder nueve puntos después de tres cuartos.

Shaquil Barrett y Ndamukong Suh fueron pesadillas para Mahomes al capturarlo una vez cada uno. También Jason Pierre-Paul, Devin White le hicieron imposible la vida al quarterback de los Chiefs al también perseguirlo por toda parte y hasta desviar seis de sus pases.

La presión de los Bucs fue un reflejo de los números que pudo producir Mahomes quien conectó 26 pases de 48 intentos para 270 yardas y tuvo dos intercepciones. La mayoría de estas yardas fueron acumuladas ya cuando el partido estaba definido. Con la segunda intercepción, Kansas City se convirtió en el tercer equipo en la historia del Super Bowl en no anotar un touchdown.

LOS NÚMEROS

Con esta actuación, Tampa Bay se convirtió en el primer equipo en la historia en anotar 30 puntos o más en los cuatro partidos de postemporada. Además este resultado fue la séptima ocasión en la que Mahomes perdió un partido ante un rival que le anotó a los Chiefs más de 30 puntos.

Con esta actuación, da miedo pensar de lo que pueden ser en la próxima temporada después de que Brady dijo a principio de semana que serán mejor en ese momento.

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil