Sport.es Menú

Homenaje a los héroes del Mundial

La selección llegó a Madrid donde fue recibida por los Reyes y el Presidente del Gobierno en funciones

Luego tocó rúa en una autobús descubierto por las calles de Madrid y la fiesta con los aficionados en una abarrotada plaza de Colón

La Selección española de baloncesto celebra el Mundial en Madrid | Perform

Los héroes del Mundial ya están en casa. Tras alcanzar la gloria en China ante Argentina en la gran final, la selección española volvió a casa. con algo más de una hora de retraso, en el aeropuerto Adolfo Suárez-Barajas, desde donde inició su recorrido para festejar el triunfo.

El vuelo que trasladaba al combinado hispano, tomó  tierra pasadas las 17.20 horas y fue recibido por un arco de agua lanzado por dos camiones en la pista.Rudy Fernández, capitán del equipo y que portaba el trofeo, acompañado por el presidente de la FEB, Jorge Garbajosa, y el seleccionador nacional Sergio Scariolo fueron los primeros en descender del avión.

Un autobús recogió directamente a pie de pista a toda la expedición  que partió en dirección al Palacio de la Zarzuela donde fue recibida por el Rey Felipe VI y la Reina Letizia  Todos y cada uno de los integrantes de la selección saludaron a los monarcas y departieron informalmente con ellos en privado antes de hacerse la foto de grupo de rigor con el título conquistado en Pekín.

Tras la visita al Jefe del Estado, la selección puso rumbo al Palacio de la Moncloa, donde fue recibida por el presidente del Gobierno en funciones, Pedro Sánchez.

Realizadas estas dos visitas institucionales, el grupo se subó a un autobús descapotable y realizó un recorrido que partió desde la calle Princesa, siguió  por la Plaza de España, Gran Vía, Calle Alcalá, Plaza de Cibeles,  Paseo de Recoletos y que concluyó en la Plaza de Colón. Durante el trayecto numerosas personas vitorearon a los héroes de Pekín que se mostraron “alucinados”, en palabras de Sergio Llull.por el cariño de la afición. 

La selección celebró con los aficionados su título mundial | EFE

La fiesta

Pero la verdadera explosión de jubilo llegó en la plaza de Colón abarrotada por unos aficionados que, con estoicidad, habían soportado la espera de la selección española por el ya comentado retraso en el despegue del avión en Pekín.

Pasadas las diez y cuarto de la noche el autobús llegó a una abarrotada plaza de de Colón. Allí se desató el éxtasis .Los doce jugadores acompañados muchos de sus familiares, el seleccionador Sergio Scariolo y su cuerpo técnico se situaron entre bambalinas en un escenario habilitado para la ocasión. Abrió el acto un vídeo con imágenes del Mundial de China. Posteriormente, el presentador  fue citando  a todos y cada uno de los integrantes de la selección empezando por médicos, fisios, cuerpo técnico y siguiendo por el Sergio Scariolo y todos y cada uno de los jugadores, que fueron jaleados por los aficionados a medida que se pronunciaba su nombre y salían a escena.

El último en saltar a la palestra fue el capitán de la selección española Rudy Fernández portando el trofeo de campeones del Mundo, mientras por megafonía sonaba el ‘We Are The Champions’. Rudy enarbolando la Copa, quiso “dar las gracias a mi familia y a mi segunda familia que son estos jugadores”. Rudy introdujo a Ricky recibido con el grito de “MVP, MVP”. Y claro no podía dejar de coger el micrófono un Marc Gasol eufórico. 

A partir de ahí, el resto de jugadores y también el técnico, un aclamado Sergio Scariolo al que intentaron mantear,fueron desfilando agradeciendo a los aficionados su apoyo durante este Mundial glorioso. Hubo tiempo para una foto de familia y al final, todos los jugadores se unieron en un rondo.  Un acto emotivo, simpático y divertido. Una jornada inolvidable para un logro inolvidable.. Fue el mejor broche de oro a un Mundial de ensueño.

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil