El Barça, a contrarreloj con los descartes

El Barça, a contrarreloj con los descartes

Suárez fue el único goleador azulgrana de la noche, aunque no sirvió de nada | MEDIAPRO

Koeman ha pedido al club que agilice las salidas de Suárez, Rakitic, Vidal y Umtiti

No cuenta con ellos, pero todo apunta a que estarán en el inicio de la pretemporada

El mundo, no solo el barcelonismo, está pendiente de Leo Messi. La expectación está a la altura de la dimensión del futbolista argentino. No es una más de las operaciones, por muy importantes que sean, que se realizan en verano. Es un movimiento que trasciende al club y al propio futbolista y entra de lleno a formar parte de la historia de este deporte, como en su día ocurrió con DStefanoCruyff Maradona. También en este capítulo Leo sobresale.

Y, sin embargo, los responsables deportivos del Barça, en paralelo, tienen encima de la mesa un montón de carpetas a las que deben dar salida de forma urgente para definir la fotografía exacta de la plantilla blaugrana de la temporada 2020-2021. 

KOEMAN, AL MANDO

Koeman, nada más tomar posesión del cargo como entrenador, se arremangó y se puso a trabajar. Suyas son decisiones tan dolorosas como la de llamar a Luis Suárez para explicarle que no cuenta con él, seguramente con menos tacto del que el futbolista merecía por su trayectoria en el Camp Nou. Junto al uruguayo, Ronald también trasladó el mismo mensaje a Arturo Vidal, Ivan Rakitic y Samuel Umtiti. Estos son los cuatro futbolistas a los que el holandés ha abierto la puerta de salida al entender que no tienen cabida en el nuevo proyecto que quiere construir como máximo responsable técnico del primer equipo. Además, ha pedido al club que sea ágil encontrando una solución.ç

SOLUCIONES PACTADAS

Cada uno de los cuatro casos es distinto al resto, pero tres de ellos tienen en común el hecho de acabar contrato el 30 de junio de 2021. Se trata de Suárez, Rakitic y Arturo Vidal, a los que les queda un año firmado como blaugranas. Solo Samuel Umtiti acaba más allá de esa fecha. En concreto, en junio de 2023. De ahí que todos ellos, mientras no se desvinculen de la entidad culé, deberán acudir hoy a la Ciutat Esportiva para pasar las pruebas PCR junto al resto de quienes aún siguen siendo sus compañeros. Si no hay novedades de última hora, también están citados para empezar a trabajar a las órdenes de Koeman mañana lunes.

Las negociaciones se encaran de forma distinta según cada caso. Por ejemplo, Luis Suárez acaba en 2021, pero el contrato prevé la posibilidad de otro año opcional. La dos partes están buscando  una salida amistosa, aunque, de momento, no hay acuerdo. El Barça busca rebajar el coste económico que supone no seguir contando con el delantero, cuyo cartel sigue siendo importante. No solo el Ajax ha preguntado por él, también la Juventus ha mostrado cierto interés, así como el Leicester y el Inter Miami de David Beckham en la MLS.  Todos sus pretendientes están a la expectativa de que quede liberado de su relación con el Barça para mover ficha de forma oficial y convencer al uruguayo de sus respectivos proyectos deportivos.

EL SEVILLA FUERZA CON RAKITIC

Ivan Rakitic, de cuya adiós al Camp Nou se lleva hablando desde hace un par de veranos, está a punto de poner punto y final a su etapa como blaugrana. El croata está amortizado a nivel económico y deportivo, así que el Barça no quiere poner demasiadas trabas a la hora de solucionar su caso. Pero tampoco está dispuesto a dar la carta de libertad sin más. El jugador quiere volver al Sevilla, pero los andaluces no quieren pagar traspaso y aseguran que tampoco pueden asumir su ficha. Los hispalenses incluso rechazan, de momento, pactar cantidades por objetivos con la entidad blaugrana.

La sensación en las oficinas del Barça es que piden duros a cuatro pesetas. La alternativa más plausible es el Tottenham de José Mourinho, aunque los de Londres tampoco están dispuestos a pagar traspaso por un futbolista del que cuelga el cartel de transferible y al que, además, solo le queda un año de contrato. Mientras no haya acuerdo, seguirá actuando como un profesional.

VIDAL APUNTA A ITALIA

Koeman también comunicó al internacional chileno que no entra en sus planes, que busca un centro del campo cuyo perfil va más encaminado al fútbol que ofrecen De Jong, Riqui Puig o Sergi Roberto que a su anarquía y potencia física. El centrocampista tiene un año más de contrato con el Barça, pero su continuidad en el Camp Nou ha estado, prácticamente desde que llegara procedente del Bayern de Múnich, en entredicho. El propio jugador se ha encargado de alimentar los rumores en ocasiones, mostrándose disgustado por la falta de minutos. En ese sentido, Italia ha sido el país que más interés ha puesto en el jugador. Juventus, Inter y Milán han sondeado la opción de hacerse con él en diversas ventanas de fichajes, aunque, a día de hoy, es el club ‘nerazzurro’ el que parece más decidido. Como en el resto de los casos, también está a la expectativa de saber cómo soluciona Arturo su salida del Barça.

El club quiere, sí o sí, ingresar una cantidad en forma de traspaso por el jugador y no está dispuesto a ofrecerle la carta de libertad. Se trata de una carrera de resistencia entre las dos partes.

UMTITI, EL MÁS PREOCUPANTE

El caso del central francés es el que más preocupa en la secretaría técnica del Barça. No faltan razones para ello porque el jugador tiene tres años más de contrato, una ficha muy importante y, lo más inquietante, a las oficinas no llegan ofertas que puedan ser tomadas en serio. La trayectoria descendiente de Umtiti desde que ganara el Mundial con Francia y sus múltiples y continuos problemas físicos hacen desconfiar a cualquiera que esté pensando en él. El futbolista tampoco está poniendo demasiado de su parte, sobre todo a nivel extradeportivo, siendo protagonista de alguna actuación alejada de lo que debe ser un profesional de primer nivel.