El Barça tiene un 'tapado' para reforzar la delantera

El Barça tiene un 'tapado' para reforzar la delantera

Laporta, a un aficionado: Haaland es increíble, ¡muy bueno! | SPORT.es

El nombre del futbolista con el que trabaja el conjunto blaugrana todavía no ha trascendido

Según informó el programa 'Onze', su llegada se produciría en los próximos días

Es la pieza que falta en el proyecto de Xavi. El técnico blaugrana consiguió el regreso de Dani Alves a la semana de aterrizar en Barcelona y hace escasos días fue presentado Ferran Torres como nuevo integrante de la plantilla. Ahora, sin embargo, todos los esfuerzos están volcados en la llegada de un nuevo delantero en este mercado de invierno.

El escogido por Xavi era Morata, pero la Juventus de Turín no ha puesto facilidades a la hora de desprenderse de su delantero. El internacional español ha dado luz verde a jugar en el Camp Nou y existe un principio de acuerdo entre la entidad blaugrana y el madrileño.

La 'Vecchia Signora', sin embargo, no le abrirá la puerta hasta que no logre atar un sustituto de garantías con el que pueda finalizar el presente curso. Hay que recordar que Morata sigue siendo propiedad del Atlético de Madrid y los colchoneros tampoco verían con buenos ojos reforzar, indirectamente, a un rival de la Liga. A pesar de que era la primera opción, como decíamos, se ha enfriado en los últimos días.

Por otra parte, el margen salaria con el que trabaja el Barça es extremadamente reducido. Tal y como ha expresado reiteradas veces su director de fútbol, Mateu Alemany, "antes de entrar, hay que dejar salir". La salida de Neto, Dest, Umtiti o Dembélé, entre otros, ayudarían a ganar 'fair play' financiero. Así como, renovar al 'mosquito' o a Sergi Roberto, siguiendo la fórmula empleada con Umtiti para repartir la amortización en diferentes temporadas y obtener margen para el presente curso.

Haaland en el horizonte

La llegada de un delantero en invierno, pues, no debería alterar el objetivo prioritario del equipo en verano: fichar a Erling Haaland. El delantero noruego explicó ayer en el postpartido ante el Freiburg -en el que anotó un doblete- que el Borussia Dortmund le estaba presionando para tomar una decisión sobre su futuro. Su caso podría desencallarse más rápido de lo previsto.

No obstante, el Barça sigue trabajando en la llegada de otro refuerzo para la línea ofensiva que ayude a mejorar el rendimiento del equipo en los próximos seis meses de competición.

Algunas de las características que se buscan es que conozca la Liga o haya jugado con la selección española para que su integración con el resto de la plantilla sea lo más rápida posible. Restan dos semanas para que cierre el mercado de invierno. Hagan sus apuestas.

Temas