Van Basten: "Quien diga que Cristiano Ronaldo es mejor que Messi, no sabe de fútbol"

El holandés considera que Leo es "único" y que sale un jugador así "cada cincuenta años"

Marco ha confesado que tocó fondo en su vida y pasó años "muy malos"

 Leo Messi fue reconocido con el premio Laureus 2020, el primer futbolista que lo logra | Laureus

Marco van Basten es una de las voces autorizadas del mundo del fútbol. Considerado como uno de los mejores jugadores de la historia del fútbol a pesar de haberse tenido que retirar forzosamente a los 30 años a causa de las lesiones. De esos, los dos últimos no fueron nada productivos, ya que las operaciones no le sirvieron para mejorar el estado de su tobillo. 

Óscar Cubero

Leo Messi

Ha concedido una entrevista para Il Corriere della Sera, donde ha repasado momentos de su vida personal, profesional y, también, la actualidad futbolística. En esta línea ha hablado del mejor jugador del mundo, Leo Messi, que bajo su punto de vista es "único, inimitable e irrepetible". Cree que como él sale uno "cada cincuenta años" e, irónicamente, desliza que "cayó en la olla del genio del fútbol". No se puede hablar del argentino sin preguntar por la comparación con Cristiano Ronaldo, al que considera un gran jugador, pero no comprende a los que lo comparan con el '10': "No entienden de fútbol"

Van Basten no ha visto un jugador como Messi en los últimos cincuenta años | EFE

No tiene reparo en admitir que sufrió depresión, de la que salió gracias a su familia, en especial su esposa: "Era una carga para ellos, fueron años muy malos. Toqué fondo y luego comenzó mi nueva vida". Su prematura retirada del balompié fue un mal trago para el exjugador: "Tenía 31 años, mi hígado estaba roto por analgésicos y tenía dolor en mi tobillo maldito", asegura el holandés. A pesar de esto, consiguió ganar 3 Balones de Oro -1988, 1989 y 1991-. 

La despedida en San Siro fue muy triste para el exjugador del Milan: "Las mirades de mis antiguos compañeros eran tristes, traté de encontrarme lo menos posible porque me había prometido no llorar". Tanto es así, que Van Basten se sintió como en un "funeral en vez de una fiesta". Una despedida triste de un deporte que considera de niños: "El fútbol es un juego de niños, en el sentido más puro y verdadero del término. La relación con los entrenadores es infantil e irracional. Te doy algo a cambio de algo, así es como funciona". 

La relación de Marco con la prensa siempre ha sido muy fría, ya que en su primera temporada se formó un escándalo por unas palabras sobre un partido ante la Fiorentina. Años más tarde, ha vuelto a estar envuelto en la polémica tras una proclama nazi en un programa de televisión. 

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil