Canales, la amargura del mago de Heliópolis

HISTORIA SPORT

Desde que ha regresado de su última lesión, dos meses antes de lo previsto, ha liderado al Betis con sus goles

Su encomiable espíritu de superación ha tenido recompensa en la Liga pero no en la Copa, donde falló un penalti en la tanda ante el Athletic

Sergio Canales sortea con buen fútbol las dificultades de su carrera deportiva
Sergio Canales sortea con buen fútbol las dificultades de su carrera deportiva | EFE

Sergio Canales es el 'alma mater' de un Betis que recibirá al Barça en una muy buena racha en Liga, tres victorias y dos empates, que le han aupado en una posición de privilegio para acercarse a los puestos europeos. Lástima de la Copa, los fatídicos penaltis tambén lo fueron para el cántabro, que falló el suyo en la tanda ante el Athletic. Pero su fútbol, dotado de una gran calidad técnica, es del gusto del exigente aficionado bético y Canales se encuentra como en casa. Recientemente superó la centena de partidos con los verdiblancos y su privilegiada zurda está marcando las diferencias.

Canales ha sufrido más que nadie la crudeza de las lesiones. Hasta tres graves ha tenido en su carrera deportiva, y siempre ha salido de ellas más fuerte. La de finales de año, defendiendo a la selección española, no fue quizás tan importante, una lesión de grado III con afectación del tendón en la musculatura isquiotibial izquierda, pero sí un serio revés. Inició un revolucionario tratamiento conservador y volvió dos meses antes de lo previsto. Pero no solo eso, ha regresado mejor que nunca, hasta el punto de que muchos piensan que, en plena madurez futbolística, este mes de febrero cumple los 30 años, atraviesa su mejor momento.

Ahí están los números. Seis goles ha marcado en Liga desde que volvió de la lesión, a los que hay que añadir dos en la Copa del Rey, y eso que él mismo advirtió que comenzó "con el freno de mano puesto", aunque después se fue soltando. Sus dianas, algunas de ellas espectaculares, le han dado siete puntos al conjunto de Heliópolis. El Racing siempre será su club, pero se siente un bético más y en los últimos partidos ha tenido, además, la oportunidad de lucir el brazalete de capitán con orgullo. Esta es su tercera temporada en el Betis, solo superado en número de partidos por su etapa en la Real Sociedad (161).

Conexión con Pellegrini

Manuel Pellegrini ha encontrado en Sergio Canales a su mejor aliado para que sus órdenes se cumplan como un reloj sobre el terreno de juego. Y el futbolista ha encontrado en el chileno a un técnico amante del juego de posesión, del buen trato de balón y que está sabiendo exprimir sus cualidades. Ambos se han lanzado piropos mutuos y son la seña de identidad de un Betis que se ha sacado de encima las dudas de inicio de temporada y pasa por una estabilidad que no siempre ha sido la tónica general en el club de la Avenida de la Palmera. Frenada en seco y con crueldad la trayectoria copera, Europa pasa por seguir creciendo en la Liga.

Estuvo muy cerca del Barça

Sergio Canales estuvo a un paso de formar parte de La Masia en su época de infantil, incluso su familia visitó las instalaciones del club azulgrana, pero en ese momento decidió quedarse en su tierra y no dar el paso de aprender una aventura que se hace difícil cuando eres muy joven. Después, hubo otras oportunidades, pero nunca se acabaron de concretar.

Canales, pese a tener apego a los colores azulgranas, recaló en el Real Madrid cuando ya había debutado en Primera División con el Racing de Santander, pero nunca consiguió triunfar con la camiseta blanca. Solo 15 partidos oficiales, dos inoportunas lesiones de tobillo y ningún gol que celebrar. Lo cedieron al Valencia.

Diez contra diez

Su idilio con el Barça nunca se llegó a formalizar, pero Canales siempre ha mostrado su admiración por el club azulgrana y en especial por Leo Messi, de quien ha asegurado que es el mejor del mundo.

Volverán a verse las caras. El '10' del Barça contra el '10' del Betis. Uno es el futbolista más importante de la historia del club azulgrana, el mejor de todos los tiempos, y otro, ya es un ídolo del beticismo, club al que llegó, por cierto, porque le convenció Quique Setién y su propuesta futbolística.

Temas

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil