Menú

Un fin de año 'caliente' en el Barça Lassa

Los azulgranas tienen dos pruebas para cerrar el 2017 que darán pistas sobre si son capaces de revertir su espiral negativa

Sito Alonso debe dar con la tecla que haga reaccionar a un equipo de perfil plano; pero su crédito no es eterno

El Barça de Sito Alonso afronta un final de año que puede revertir la situación...o empeorarlo todo
El Barça de Sito Alonso afronta un final de año que puede revertir la situación...o empeorarlo todo | MARC CASANOVAS

Anda el nuevo proyecto del Barça Lassa entre la inquietud y la zozobra. La ilusión inicial ha dejado paso a la depresión de una afición que ve cómo el colectivo vive en un eterno ‘día de la marmota’ a nivel deportivo. Loables propósitos de enmienda dan paso a la certeza de las derrotas (6 seguidas, la peor racha en 50 años para un balance global de 12-14), a un juego plano que amenazan con hacer que el globo estalle. La ‘gent blaugrana’ anda cabreada (el equipo ya ha perdido siete partidos en el Palau) y la paciencia se le acaba con un conjunto cuya reacción no llega. Y el año 2017 se cerrará con dos partidos que pueden marcar este futuro a nivel de sensaciones: Khimki y Fuenlabrada intentarán hurgar en la herida de los de Sito Alonso. ¿O habrá reacción?


1.la euroliga, una quimera en modo pesadilla

Parecía que las cosas no se podían hacer peor en las pistas europeas tras lo visto el pasado ejercicio en el que el Barça acabó fuera de los ocho mejores con un balance de 12-18. Pero el cambio de técnico y con siete caras nuevas en la plantilla no ha impedido que la pesadilla siga. A un partido del final de la primera vuelta, el Barça presenta un balance de 4-10. Dado que la pasada campaña la frontera para meterse en los play-off estuvo en las 16 victorias (y el Estrella Roja que también las logró se quedó fuera en beneficio del Darussafaka) la cosa está clara. El Barça debería ganar 12 de los 16 partidos que le quedan. Y contando que el conjunto azulgrana hace diez meses que no vence en Europa lejos del Palau hay que tener mucha fe... y creer en los milagros.


2.no más concesiones en la liga pensando en la copa

En la Liga Endesa, el panorama es mejor que en Europa (balance de 8-4) pero en la competición doméstica, el equipo de Sito Alonso también ha ‘importado’ últimamente su depresión europea. Y es que a punto de finalizar diciembre, tres equipos ya han sido capaces de ganar en el Palau (UCAM Murcia, Iberostar Tenerife y Herbalife Gran Canaria). Un signo de debilidad que puede traer funestas consecuencias. Nos explicaremos. A día de hoy el Barça es cuarto -sería cabeza de serie de cara a la Copa del Rey- pero sólo tiene dos victorias de ventaja sobre el primer equipo que estaría fuera de la cita copera: el Unicaja. A los azulgranas les restan cinco partidos para acabar la primera vuelta que define a los ocho para la Copa: Fuenlabrada, Gipuzkoa, Betis, Unicaja y Andorra. Por tanto es evidente que tonterías las justas si no quiere verse en un escenario inédito y que sería catastrófico. Atentos.


3.confianza en sito... pero los resultados decidirán

Hasta la fecha, el mensaje desde el club ha sido uniforme: confianza en que Sito Alonso será capaz de hacer reaccionar al equipo y revertir la situación. Pero en la entidad también se reconoce que en un club como el Barça la ley inexorable de los resultados marca y mucho. Si este equipo no reacciona, el técnico madrileño sería el primer gran damnificado. Sito, tras la última derrota en Vitoriaalabó el espíritu de algunos jugadores y cargó -sin dar nombres- contra la actitud de otros. Veremos cómo han interiorizado sus pupilos este mensaje de su entrenador por que es evidente que no se podrá intentar reflotar la nave si todos no reman en las misma dirección. El pasado ejercicio ya sucedió algo similar. Ahora, con circunstancias y nombres diferentes, está claro que si el equipo continúa en su espiral negativa, la movida en el banquillo estará servida.  


4.pressey, ‘señalado’ y fichajes a la vista

En este contexto, el club ya ha dejado también claro que se busca en el mercado uno o dos jugadores para intentar revitalizar al equipo. No se buscan temporeros y sí un jugador o jugadores que den un plus al colectivo. De momento, el primer señalado es el puesto de base donde a Phil Pressey -una de las nuevas apuestas- le está viniendo grande el reto del Barça. De momento se ha quedado dos partidos fuera del ‘roster’. Ya han surgido nombres (James, Pango, Moore) pero la evidencia es que no es fácil fichar a estas alturas a alguien de calidad sin echar mano del talonario... y a veces ni aún así. Mientras en los despachos del club se deshoja la margarita habrá que ver si el mencionado Pressey puede tener opciones de ser recuperado para la causa o el suyo ya se da como un tema perdido.


5. rice y dorsey, dos temas paralelos que no ayudan

En todo este contexto, en las catacumbas del Palau hay dos temas paralelos que no ayudan, precisamente, en estos momentos delicados. Por un lado, el de Tyrese Rice que quedó ‘sentenciado’ el pasado verano, pero que ha preferido, hasta el momento, seguir en Barcelona cobrando (mucho) sin jugar a buscarse otro equipo pese a que los responsables de la sección le enseñaron la puerta de salida. Y por otro lado está Joey Dorsey, que está a expensas de una nueva decisión judicial. La primera condenó al Barça a readmitirle y a pagarle su, también, alto contrato. El club recurrió y así estamos. Dos temas que emponzoñan un entorno que necesitaría tranquilidad.

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil