Ancelotti, once finales para que sean trece

Ancelotti, once finales para que sean trece

Ancelotti afronta una difícil recta final de temporada
Ancelotti afronta una difícil recta final de temporada | Efe

El italiano se juega su continuidad en el Real Madrid: siete partidos en 28 días de abril que pueden ser ocho

Chelsea en la Champions, y mantener a raya al Sevilla y al Barça en la Liga con nueve puntos de colchón

Ancelotti ha dado cal y arena en su regreso al banquillo del Real Madrid. Una buena primera parte de la temporada que no ha evitado que pase por dos momentos malos con resultados adversos. Dos crisis que han cuestionado su labor a lo que sumó un último trastazo en el Clásico con una imagen y un resultado que le será difícil borrar salvo que asegure la Liga y llegue lo más lejos posible en la Champions. Para ello, afronta once finales, dos ante el Chelsea en Europa y nueve en la Liga. Una recta final tensa y repleta de difíciles desafíos manejando una plantilla de 25 jugadores que ha reducido a 16 por razones desconocidas.

Un calendario cargado en abril para llegar vivo a mayo en ambas competiciones. Los ‘blue’ ya dieron cuenta de los blancos en cuartos de final del año pasado, por lo que será una revancha con similares protagonista. Quizá la novedad más significativo sea el propio Ancelotti en el puesto que ocupaba Zidane, otros conceptos y otra mentalidad a la del francés para hacer frente a un rival en apuros institucionales que no es el mismo al de la temporada pasada, pero que se le parece con un potencial similar.

CALENDARIO PELIAGUDO

En la Liga tendrá que intentar mantener las distancias en la clasificación sobre el Sevilla, 9 puntos, y el Barcelona, 12 pero con un encuentro menos. Quedan 27 puntos por jugarse y no puede ceder terreno en los dos próximos partidos, visita Balaídos el sábado y recibe al Getafe después de visitar al Chelsea. Tres partidos claves. En la Liga, para mantener las distancias reduciendo a 21 los puntos que quedarán en juego antes de visitar el Sánchez Pizjuán para medirse al Sevilla, y mantener vivas las esperanzas en la Champions para el encuentro de vuelta en el Bernabéu.

El quinto parón de selecciones de la temporada ha dado un respiro para preparar esta recta final en la que los blancos tendrán que afrontar un mes de abril peliagudo. Jugarán 7 partidos en 28 días, uno cada cuatro, pero si pasa a las semifinales jugará uno más, 8 en 28 días, uno cada 3,5. De los siete partidos, cinco son de Liga, tres fuera (Celta, Sevilla y Pamplona) y dos en casa (Getafe y Espanyol). El dato es que de los cinco rivales, a tres no pudo ganarlos en la primera vuelta: perdió en casa del Espanyol (2-1) y Getafe (1-0) y empató en el Bernabéu ante Osasuna (0-0).