Se deshincha el equipo de Xavi

Se deshincha el equipo de Xavi

Pichi Alonso
La desesperación del Barça ante el Cádiz en el Camp Nou
| Valentí Enrich

El Barça de Xavi Hernández se ha deshinchado en la última semana, primero en la Europa League y después en LaLiga. En la primera mitad el equipo no demostró ningún recurso ofensivo ante un Cádiz replegado en bloque bajo, cediendo las bandas al rival y cerrando los espacios interiores, conscientes los de Sergio González de que los centros al área, sin rematadores, son inútiles.

En esta situación, todo el juego del equipo quedó reducido a las acciones de Ousmane Dembélé, que por la banda derecha fue el único capaz de generar desequilibrio, pues por el ala izquierda Jordi Alba no aportó el peligro que sí había generado en otros días. Apenas se generaron ocasiones claras en un gran despliegue de voluntad y actitud, pero sin la imaginación necesaria para romper el excelente entramado defensivo del conjunto andaluz.

En la segunda parte, llegó muy temprano el 0-1 condicionando de manera decisiva lo que restaba de partido, teniendo en cuenta además de que todo el juego de ataque seguía en los pies de Dembélé. Frenkie de Jong estuvo totalmente desconocido y tampoco se produjeron llegadas al área de los jugadores de la segunda línea.

Cuando el Barça se empezó a volcar sobre la portería rival gracias a los cambios, entonces apareció un gran Ledesma que lo paraba todo bajo los palos de la portería del Cádiz. Para colmo, en los contragolpes el conjunto de Sergio tuvo dos o tres ocasiones clarísimas para sentenciar el marcador. Preocupación por el bajón de juego de los jugadores de Xavi, a los que tal vez se ensalzó demasiado pronto sobre sus grandes virtudes. Este equipo necesita más recursos ofensivos ante rivales que se cierren atrás y defienden bien.

Temas

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil