El Girona pierde siete puntos en cinco partidos

El Girona pierde siete puntos en cinco partidos

Jugadores del Girona realizando un calentamiento
Jugadores del Girona realizando un calentamiento | @GironaFC

Los de Míchel siguen en zona de play-off gracias al gol-average tras ver recortado del todo el margen

El equipo será matemáticamente de play-off si gana los partidos contra Mirandés y Burgos

La trayectoria del Girona los últimos años ha sido una auténtica montaña rusa de emociones. Este año, no parece que vaya a ser diferente y el equipo tiene reservado un nuevo desenlace, abierto todavía, a su sufrida afición. La trayectoria hasta ahora lo ha hecho pasar, de ocupar posiciones de descenso hasta finales de octubre, a soñar con el ascenso directo. 

Pero ya se sabe que el club gerundense no se caracteriza por hacerlo fácil sino que se suele complicar la vida y así ha sido. Cuando parecía que era casi un hecho que el equipo disputaría la tercera fase de ascenso seguida, ahora ya nadie lo ve claro. Las dos derrotas seguidas contra Tenerife (0-1) y Sporting (2-1) han encendido las alarmas después de ver como los de Míchel dejaban escapar una ventaja de siete puntos con el séptimo en solo cinco jornadas.

Hace solo algo más de un mes, la afición del Girona babeaba viendo como el equipo maravillaba. Deslumbraban con una goleada ante el Ibiza (5-1) y soñaba en grande. Las derrotas en Zaragoza (1-0), Cartagena (3-0) y contra el Tenerife (0-1), y el estado de forma pletórico de Ponferradina y Las Palmas, hizo que todo el colchón que había tejido quedara reducido a solo un punto. 

La ventaja se esfumó a raíz de la derrota en Gijón (2-1) en otro mal partido de los de Míchel. Todo ello deja un escenario donde ya solo el average mantiene los gerundenses en lugares de play-off. Las matemáticas dicen que el Girona continua teniendo la sartén por el mango y que jugará la promoción si gana al Mirandés y en Burgos.

Temas

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil