Alemania tumba a Chile y conquista la Copa Confederaciones 2017

Un solitario tanto de Stindl decide el título para la 'Mannschaft'

Chile paga muy cara su falta de efectividad en los últimos metros

El combinado alemán celebró el título sobre el césped
El combinado alemán celebró el título sobre el césped | AFP

Aviso a navegantes. Para alzarse con la corona mundial en Rusia el próximo verano habrá que sudar sangre. Alemania, que se presentó en la Copa Confederaciones con un 'equipo B', olvidó la ausencia de sus pesos pesados y se bastó con la ilusión y el despliegue físico de los más jóvenes para conquistar el título un año antes de la gran cita mundialista de 2018.

FICHA TÉCNICA

Copa Confederaciones

CHI

0-1

ALE

Chile

Bravo; Isla, Medel, Jara, Beausejour; Hernández, Díaz (Valencia, min.52), Aránguiz (Sagal, min.81), Vidal; Vargas (Puch, min.81) y Alexis Sánchez.

Alemania

Ter Stegen; Ginter, Ruediger, Mustafi; Kimmich, Rudy, Goretzka (Sule, min.92), Hector; Stindl, Draxler; Werner.(Emre Can, min.79).

Gol

0-1, min.20: Stindl.

Árbitro

Milorad Mazic (SRB). Amonestó a Kimmich, Arturo Vidal, Emre Can, Bravo, Rudy y a Jara.

Incidencias

Partido correspondiente a la final de la Copa Confederaciones disputado en el estadio San Petersburgo ante más de 57.000 espectadores (más de dos tercios del aforo). Entre otros invitados ilustres asistieron Maradona, Iván Zamorano, Ronaldo Nazario, Samuel Etoo y Yelena Isinbáyeva.

Para ello, la 'Mannschaft' supo sufrir con la entereza y la fortaleza mental digna de un púgil. Los pupilos de Joachim Low supieron hacer frente a la intensa presión chilena que tanto sufrieron en su choque previo en la fase de grupos y a los golpeos iniciales de los hombres de Juan Antonio Pizzi.

La asfixia táctica a la que fue sometida la vigente campeona del Mundo brindó claras ocasiones a los chilenos desde los primeros compases del juego. Sin ir más lejos, Ter Stegen se vio obligado a entrar en acción a los cinco minutos para bloquear un claro disparo de Arturo Vidal tras un buen servicio de Aránguiz

Pese a la interesante primera toma de contacto del meta azulgrana, el combinado chileno no cesó en su empeño de poner a prueba al cancerbero alemán con diversos disparos desde mediana distancia. El propio Vidal y Vargas, en un par de ocasiones, hicieron entrar en calor al azulgrana. 

MINUTO CLAVE

El punto de inflexión del encuentro llegaría en el minuto 20. Ter Stegen se quedó a las puertas de ser castigado al errar en un blocaje que estuvo a punto de brindar el gol en bandeja a Alexis. Segundos después, un estrepitoso error de Marcelo Díaz, fruto de la relajación, generó un robo de Werner y el tanto a puerta vacía de Stindl. Un mazazo en toda regla para los de Pizzi.

El jarro de agua fría, sin embargo, duró poco. Chile tiró de orgullo y reaccionó rápidamente pese a que volvió a pagar cara su falta de eficacia en los últimos metros. Alemania, por su parte, castigaba a los chilenos con salidas en tromba al espacio. Goretzka y Draxler pusieron en apuros a un Bravo que mantuvo con vida a los suyos.

PASIÓN Y RIESGO

El paso de los minutos tras la reanudación exigió a Pizzi a tirar de inventiva y recurrir al banquillo para asumir mayores riesgos. Un factor que el combinado alemán, más fresco de piernas dada la juventud de su once, no supo aprovechar para 'matar' a la contra. 

Pese a los arreones ofensivos de los chilenos, con más corazón que cabeza, Alemania controló la situación en todo momento. Solo Alexis, con un disparo bloqueado con acierto por Rudy, inquietó a la zaga teutona. Una situación que crispó a los sudamericanos y generó un par de trifulcas. 

TER STEGEN DECIDE

Los últimos movimientos de Low y Pizzi tendrían un impacto inmediatoSagal acarició el tanto de la igualada a pase, precisamente, de Puch, después que ambos entrasen a falta de diez minutos. Low había contrarrestado el acoso y derribo final con la entrada de Emre Can, suplente en beneficio de Goretzka, que oxigenó la medular en el tramo decisivo del choque. 

En el 95', con toda la responsabilidad sobre sus hombros, Ter Stegen selló el título para Alemania al salvar por su palo un disparo envenenado de Alexis a balón parado. El meta del Barça encarriló el 'MVP' de la noche y amarró para el fútbol alemán su segundo título en apenas tres días tras la conquista del Europeo sub-21. Con el Mundial a la vuelta de la esquina, la 'Mannschaft', que se ha permitido el lujo de 'campeonar' con su 'equipo B', ya genera pánico a sus rivales.

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil