Ante todo pronóstico, Rafa Nadal

Ante todo pronóstico, Rafa Nadal

La celebración épica de Rafa Nadal tras ganar el Open de Australia
| EFE / AFP

El balear remontó un partido en el que apenas se le daban opciones de ganar

Suma su 21 Grand Slam, el que más de toda la historia

Rafa Nadal se coronó en Melbourne como el tenista con más Grand Slam de la historia. El balear remontó ante Medvedev dos sets de desventaja y tiró de épica para romper con los pronósticos que daban al ruso como favorito para alzarse con el Open de Australia.

Antes del partido el porcentaje de favoritismo para ganar el torneo estaba en un 64% para Medvedev, dejando a Nadal con tan solo un 36%. Unos porcentajes que se fueron acentuando durante el inicio del partido, en el que el ruso impuso su ley y mandó en el marcador.

En el momento más delicado del tercer set, cuando parecía que solo un milagro podía hacer que Nadal le diera la vuelta a la situación, los pronósticos que predecía la inteligencia artificial eran abrumadores. Medvedev sumaba un 96% de las opciones por el pobre 4% que se quedaba un Nadal que demostró una vez que el dicho de "pudo con todo y contra todo" le va como anillo al dedo.

Más allá del Grand Slam 21

Nadal se convierte en el tercer jugador más veterano en conquistar un Grand Slam, con 35 años, 7 meses y 27 días, solo superado por Ken Rosewall, que lo hizo con poco más de 37 años, y de Roger Federer, con 36 años.

El tenista español tiró de épica para alzar su segundo Grand Slam y se convierte en el séptimo tenista en remontar dos sets en una final de Grand Slam, tras jugadores como Borg, Lendl, Djokovic o Thiem.

Temas