Sport.es Menú

El genio de las estadísticas que hay detrás de Djokovic

HISTORIA SPORT

Craig O'Shannessy analiza y destapa, a través de macrodatos, los puntos débiles de los rivales del serbio

Se unió a su equipo en 2017 y también es el analista jefe de Wimbledon y colabora en los otros Grand Slams

O¿Shannessy, junto a Djokovic
O’Shannessy, junto a Djokovic | sport

Es una de las mentes más brillantes que hay detrás del éxito reciente de Novak Djokovic y, al mismo tiempo, un desconocido para cualquiera que no esté metido de lleno en este mundo de la raqueta. No es ni su entrenador Marian Vajda, ni su preparador físico, ni su dietista. Se trata del analista estratégico, Craig O’Shannessy, con el que empezó a trabajar a principios del año 2017. Una figura muy poco habitual todavía entre la élite del circuito profesional y de capital importancia para explicar todos los logros del actual número uno en estos últimos dos años y medio.

Acumular grandes cantidades de estadísticas y analizarlas, concienzudamente, para destapar cada uno de los puntos débiles de sus rivales. Ese es su trabajo con el de Belgrado. “Lo que yo hago es ayudarle a entender mejor a sus rivales y eliminar malas derrotas de la ecuación. Esas típicas derrotas ante rivales que no conoce porque nunca se había enfrentado antes. Ya nadie puede resultar una sorpresa así”, aseguraba en una reciente entrevista con el portal Punto de Break. Y, por lo visto, en los últimos tiempos no le está funcionando nada mal al serbio, que ha conquistado cuatro de los últimos cinco Grand Slams disputados solo con el permiso de Rafa Nadal en Roland Garros este año.

O’Shannessy, que conoció al de Belgrado por un amigo común tras la aprobación de Vajda, explicaba lo que más le sorprende de ‘Nole’ cuando se sienta con él. “Su habilidad de absorber información e implementarlo para su plan de juego, su habilidad de no centrarse solo en él sino también su oponente y su habilidad de "confundir" a los rivales, ya que muchas veces cuando se espera que haga una cosa, la cambia. En cada partido hay diferentes escenarios y para cada escenario hay un plan de juego. A veces hay una cantidad de información muy grande, pero Novak tiene la habilidad de saber lo que hacer en cada momento”.

Además, a diferencia de lo que pueda pensar una mayoría, O’Shannessy considera que Djokovic es el jugador del ‘Big Three’ con una mayor fortaleza mental en los momentos o partidos decisivos. “A Roger le llevó un montón de años descubrir cómo jugar a Rafa. No tenía ni idea de cómo afrontar esos partidos. Con el paso de los años, Novak descubrió mejor cómo jugarle a Nadal y a Roger. De hecho, tiene el récord de victorias ante los dos. Pienso que en cuanto a absorber información, implementar planes de juego y resolver problemas, pondría a Djokovic ligeramente por encima de ellos dos”.

El currículum de este australiano natural de Albury, único en su especie, es interminable. No solo trabaja para el número uno. Es el jefe analista de la Asociación de Tenistas Profesionales (ATP) y también de Wimbledon. Formó parte también de la WTA y de diversas federaciones nacionales como la italiana. Los otros tres Majors lo utilizan como experto año tras año, ya que proporciona una visión completamente diferente basada en números y, como a él le gusta definir, patrones de juego.

Realiza publicaciones en diferentes medios, entre otros, en el New York Times, siempre dando una gran consideración a las cifras e, incluso, tiene su propia web que cuenta con cursos de pago formativos en la materia en los que desvela aspectos estadísticos fundamentales que cualquier jugador con la motivación por ser uno de los mejores debe tener en cuenta para mejorar su rendimiento.

Un experto en ‘Big Data’ que no pasa desapercibido entre los tenistas de más alto nivel. De hecho, en las ‘grandes’ citas y de forma habitual le solicitan colaboraciones como fue el caso de la estadounidense Alison Riske en esta edición de Wimbledon justo antes de su partido ante ‘Ash’ Barty, también australiana y que llegaba a la cita tras conquistar los títulos de Roland Garros y Birmingham. ¿El resultado? La número uno cayó eliminada.

CLAVE EN EL KO DE NADAL EN WIMBLEDON 2015

La derrota de Rafa Nadal ante Dustin Brown en esa edición fue, sin duda, la más sorprendente de su carrera en el All England Lawn Tennis Club. Por la ronda, por el rival (un jugador de la fase previa) y por el momento (llegaba como número uno). Craig coincidió por casualidad con el que sería el verdugo del manacorí años antes. Trabajaba en una academia de Alemania, donde el tenista solía entrenarse. En 2015, ambos se encontraron en las instalaciones de Wimbledon y le dijo que si alguna vez necesitaba sus servicios que le avisase. Y así fue. Le tocaba enfrentarse al español en segunda ronda y lo contrató. Le mostró sus patrones de juego, le mostró vídeos, pero, sobre todo, le trazó un plan para derrumbar a Nadal. Y funcionó. Vivió el triunfo histórico de Brown ante el español desde su ‘box’ y, a día de hoy, O’Shannessy sigue considerando aquel día como uno de los mejores de su vida.

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil