Hazard, un problema para el Real Madrid: no quiere marcharse

Hazard, un problema para el Real Madrid: no quiere marcharse

Las ocasiones de Hazard ante el Sheriff | MOVISTAR

El belga no consigue dejar atrás los problemas físicos y tampoco cuenta para Carlo Ancelotti

A Concha Espina no llegan ofertas concretas por él y Eden prefiere quedarse, al menos hasta final de temporada

El Real Madrid tiene un serio problema con nombre y apellido: Eden Hazard. El delantero belga, que nunca ha conseguido cuajar su fútbol en el Santiago Bernabéu, ha agotado la paciencia de los dirigentes madridistas, según afirma 'Marca', pues Hazard se niega a aceptar cualquier opción de salida, al menos en este mercado de invierno.

Continuas lesiones, bajo rendimiento y una aparente apatía son los síntomas que han confirmado el diagnóstico de la cúpula deportiva del Real Madrid que una vez más ha apostado por poner a Hazard en el mercado en este invierno. Eden no tuvo minutos en la Supercopa de España y Carlo Ancelotti escenificó claramente que por delante del internacional belga no solo estaría Vinicius, sino incluso Rodrygo, Asensio y Valverde.

Según la misma información, el Real Madrid también necesita aligerar la masa salarial de la primera plantilla de cara a dejar más opciones a los fichajes de cara a la próxima temporada, con los nombres de Kylian Mbappé y Erling Haaland marcados en rojo. 

Sin ofertas concretas, no quiere irse

Aunque desde Bélgica llegan informaciones contradictorias, y en Inglaterra se habla del interés de algunos equipos de la Premier League por Hazard, la realidad es que estos supuestos movimientos no se han traducido en ofertas concretas por el jugador madridista. Y a esta situación se une que el futbolista sigue transmitiendo que su deseo es continuar en el Santiago Bernabéu, al menos hasta el final de la presente campaña. Más allá de que busque triunfar en el Real Madrid está el hecho de que no desea un cambio de aires a mitad de campaña por los inconvenientes que podrían suponer para su familia.

La guinda son las condiciones económicas de la operación, pues tiene contrato hasta 2024 y una ficha muy elevada, que se combinan con los continuos problemas físicos. Está por ver si tiene o no que pasar por el quirófano una vez más, como quieren los médicos de su selección y no los del Real Madrid.

En esta situación, parece claro que Eden Hazard continuará en el vestuario del Real Madrid al final de este mercado de fichajes. Otra cosa es que pase del banquillo, al lado de Carlo Ancelotti, excepto en contadas excepciones.

Temas