Maxi Gómez saca los colores al Barça de Setién

Ter Stegen paró un penalti tras una primera mitad con posesión pero sin definición

El Valencia olió la sangre y aprovechó el desajuste defensivo; Messi rozó un merecido gol hasta en cuatro ocasiones

Varapalo al 'plan Setién' en Mestalla. El Barça, que no tuvo profundidad en el primer tiempo y fue salvado por Ter Stegen, por no tener, no tuvo ni suerte. Cuando reaccionó ya con el marcador por debajo, encajó la sentencia. Y es que si atrás hay desajustes y arriba no hay gol, así es imposible. Mucho queda por trabajar para que las piezas encajen, De momento, el puzzle está desperdigado por el suelo.

FICHA TÉCNICA

LaLiga Santander

VAL

2-0

BAR

Valencia

Jaume; Wass, Garay, Paulista, Gayà; Ferran, Coquelin, Kondogbia, Carlos Soler (Sobrino, 89'); Gameiro (Rodrigo, 60') y Maxi Gómez (Jaume Costa, 79').

Barça

Ter Stegen; Sergi Roberto, Piqué, Umtiti; De Jong (Rakitic, 84'), Busquets, Arthur (Arturo Vidal, 55'), Jordi Alba; Ansu (Collado, 84'), Messi y Griezmann.

Goles

1-0 M.48 Maxi Gómez chuta muy potente y el balón lo desvía Jordi Alba. 2-0 M.77 Maxi Gómez chuta cruzado y sin oposición.

Árbitro

Gil Manzano (extremeño). TA: Piqué (9'), Umtiti (42'), Busquets (48'), Coquelin (54').

Incidencias

Mestalla. 45.882 espectadores.

Tras Granada e Ibiza, primeras piedras de toque, la visita a Mestalla se antojaba el espejo más fidedigno donde reflejarse el Barça de Quique Setién. Y fue el técnico cántabro fiel a sus ideas. Alineó un once de toque, con la entrada de Arthur en la línea del mediocampo y en el eje, mantuvo la confianza en Umtiti. Toda una declaración de intenciones.

El Barça arrancó con un 3-4-3 bastante definido en estático, pero muy móvil con el balón en juego. Jordi Alba volvió a actuar como carrilero zurdo y Sergi Roberto reincidió como central. De Jong se fue al carril derecho y Arthur centró su posición para estar muy cerca de Busquets. Arriba, línea de tres más dibujada que en los partidos anteriores y Messi como falso '9'. Todos los ingredientes para que desde el primer minuto los azulgranas monopolizaran el balón, con posesiones cercanas al 90 por ciento.

Pero jugar con tres atrás exige la máxima concentración y el equipo estuvo a punto de pagarlo muy caro en su primer error. La rápida recuperación del Valencia terminó con Piqué prácticamente obligado a cometer penalti sobre Gayà cuando iba a fusilar. Muy claro.

Aparece 'San Ter Stegen'

Salvó en más de una ocasión al Barça de la 'era Valverde' y no iba a ser menos con Setién. Cuando las cosas se tuercen, ahí esta Ter Stegen. Le adivinó la intención a Maxi Gómez en la pena máxima y se estiró como un felino.

Pero el acierto del alemán no espoleó al Barça. Celades, que dejó al deseado Rodrigo en el banquillo, buscó explotar las debilidades del sistema de Setién, sobre todo por la derecha de la defensa y el hueco dejado entre Ansu Fati y Sergi Roberto, una cuestión muy a mejorar.

Mientras el Barça se perdía en una lenta circulación sin definición, tuvo que volver a emerger la gigante figura de Ter Stegen. Por la izquierda del ataque che volvió a llegar el peligro. Antes de la media hora, Maxi chutó con toda la rabia y el alemán puso los guantes para estrellar el balón en el travesaño, y en el rechace, atajó a Gameiro un gol cantado. Poco después, doble parada tras un potente chut de Coquelin.

Tener al mejor portero del mundo en tu equipo está muy bien, pero depender solo de él es insostenible. Buscó soluciones Setién con un efímero intercambió de bandas entre Griezmann y Ansu, pero nada cambió y se fue el equipo a vestuarios con mucho, muchísimo por corregir.

El Barça se llevó un duro varapalo de Mestalla  | JAVI FERRÁNDIZ

Gol local y revulsivo Arturo

Lo que no consiguió el Valencia en el primer tiempo, pese a merecerlo, lo encontró apenas iniciada la segunda mitad. Tras una buena ocasión inicial de Ansu, la respuesta che fue contundente. El cuadro de Celades combinó bien y Maxi se resarció del error en el penalti con un fuerte disparo desviado por Jordi Alba con el cuerpo. Nada pudo hacer aquí Ter Stegen.

Pero el cuadro de Setién esta vez sí reaccionó e imprimió un mayor ritmo al juego para emnpezar a crear ocasiones. Arturo Vidal salió por Arthur a comerse el mundo y se asoció muy bien con Messi. Otro Barça apareció por el horizonte. El argentino rozó el empate tras una gran asistencia de Alba, una conexión que cuando se encuentra es decisiva.

La circulación, más fluida, inclinó el campo y Leo buscó una vaselina imposible. No entró por poco, pero Mestalla enmudeció. Más todavía cuando el argentino, llegando desde atrás, cabeceó fuera por muy poco. Y no cesó en su empeño 'D10s', que la volvió a tener en un libre directo. Jaume voló para evitar el gol. 

La sentencia de Maxi Gomez

Pero sin defensa no se puede ir muy lejos y Maxi Gómez sacó los colores al equipo cuando más merecía empatar. Con el 'deseado' Rodrigo ya en el campo y moviéndose con libertad por la frontal, remató muy, muy solo el uruguayo. Y menos mal que poco después se anuló un gol de Paulista y se hizo repetir el córner. El Barça buscó no perderle la cara al partido, pero no tuvo el día y se fue muy tocado de Mestalla.

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil