Sport.es Menú

Los motivos por los que Take Kubo ficha por el Real Madrid

El Barça consideró que las pretensiones económicas y deportivas del centrocampista japonés eran desmesuradas

Cuando quiso retomar la operación ha visto que la entidad merengue había tomado la iniciativa

Explicamos por qué Take Kubo se ha decantado deportiva y económicamente por el Real Madrid | Maite Jiménez

Takefuso Kubo, 'Take', la joven perla japonesa que fuera una de las joyas de La Masia del FC Barcelona, ha fichado por el Real Madrid según confirmó oficialmente el club madridista este viernes. 

¿Cómo puede ser que un jugador de la órbita blaugrana, que se vio afectado por la sanción impuesta por la FIFA en el 2014, pueda regresar a Europa cinco años después y su destino sea Madrid y no Barcelona? 

Los motivos son varios y muestran las luces y sombras del fútbol base. Take regresó a Japón tras la sanción al Barça, que intentó mantener el contacto con la disputa de algunos torneos amistosos en el país asiático y con visitas del propio centrocampista a La Masia. 

Su progresión no ha pasado desapercibida en Europa. Ya ha debutado este año en la J League con el FC Tokio (en total, 16 partidos oficiales con 5 goles y 4 asistencias). Y este pasado 9 de junio de 2019, cinco días después de cumplir los 18 años, se estrenó con la selección absoluta nipona, que jugará la Copa América 2019, en el amistoso Japón-El Salvador (2-0).​

EL PROYECTO DEPORTIVO

El Barça estaba dispuesto a pagar el traspaso al FC Tokio para que Take se incorporara al filial, en Segunda B. Kubo aceptaba jugar el primer año en el Barça B, pero pedía garantías de que en el segundo año ascendería a la primera plantilla. Los responsables blaugrana, tras las experiencias negativas de los últimos años, se niegan a incluir esta cláusula en los contratos de las nuevas promesas. En cambio, el Real Madrid acepta la condición de que, tras un primera año en el RMCastilla de Segunda B, o se integrará en su primera plantilla o le dará salida a un equipo del máximo nivel. 

EL CRITERIO ECONÓMICO

Los negociadores de Take Kubo pedían un millón de euros neto por temporada para firmar el contrato. El FC Barcelona contestó que ningún jugador de su filial está en esas cifras, y las cantidades máximas que llegaron a estar sobre la mesa de negociación no superaron los 250.000 eurosEl Real Madrid está dispuesto a pagar esos dos millones de euros brutos por campaña que supone la ficha del joven centrocampista  nipón.

GESTIÓN DE LOS RECURSOS HUMANOS

SPORT ya explicó en 2017 que no solo el Barça estaba monitorizando la progresión de Take. También el Real Madrid ha trabajado al respecto. Igualmente otras secretarías del fútbol base europeo, especialmente la del PSG, han manejado el nombre de Kubo. El Barça recuperó su caso, lo estudió, lo descartó en primera instancia y lo retomó cuando vio que la competencia aceleraba. Entre tantas idas y vueltas, el Real Madrid trabajó en una dirección única y por eso concretó la operación.

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil