Koundé se luce a 'desgana'

El francés cuajó un partido completísimo ante el Atlético y se desfondó en el carril diestro del Barça

Xavi ya avisó en la último rueda de prensa previa: "El problema será para sus seleccionadores, tanto Koundé como Araujo juegan de laterales allí. Aquí juegan de centrales, aunque puedan caer en una banda. No hay debate"

Koundé cuenta en rueda de prensa cómo está el vestuario

PERFORM

Sergi Capdevila

Sergi Capdevila

Xavi quiso zanjar el otro día en rueda de prensa ese debate abierto en el lateral diestro. En los últimos partidos el equipo ha rendido bien con Joao Cancelo en la izquierda y Araujo/Koundé en la derecha. Dos jugadores que han manifestado abiertamente su poca predilección por actuar en el lateral.

"El problema será para sus seleccionadores, tanto Koundé como Araujo juegan de laterales allí. Aquí juegan de centrales, aunque puedan caer en una banda. No hay debate. He tenido conversaciones. Se adaptan al grupo. Son centrales naturales que pueden adaptarse a la banda", dijo el técnico egarense en la previa del partido ante el Atlético.

MEJOR EN BANDA

Fue a Jules a quien le tocó escorarse a la derecha frente a los colchoneros tras hacerlo Ronald ante el Porto. Y lo cierto es que el galo, pese a no ser plato de buen gusto para él, jugó un enorme encuentro. Se desfondó en la banda, llegó a línea de fondo (puso tres centros de peligro), generó superioridades, le dio siempre la alternativa a Raphinha.

Koundé, durante una de sus incursiones en ataque ante el Atlético

Koundé, durante una de sus incursiones en ataque ante el Atlético / AFP

El Barça fue un puñal por ese costado. Y el francés disputó uno de sus mejores encuentros esta temporada. El mapa de calor nos dice que Jules jugó más en campo rival que en el propio., que realizó dos 'tackles' con éxito. Y, sobre todo, dio mucha amplitud.

Veremos por qué apuesta Xavi en los próximos partidos. Lógicamente, Balde tendrá que ir entrando. Cancelo deberá descansar. Pero para las grandes citas y duelos importantes tiene pinta de que Koundé tendrá que hacerse a la idea de 'frecuentar' bastante el lateral.