Aubameyang no se inmuta por Haaland

Aubameyang no se inmuta por Haaland

El gabonés lleva cuatro titularidades seguidas y ha marcado cinco goles en sus últimos 229 minutos de juego

Los rumores sobre el fichaje del noruego para liderar el ataque no afectan a un delantero que se ve capaz de abanderar el ataque azulgrana durante mucho tiempo

Pocos podíamos imaginar un arranque tan brillante de un jugador que venía de una inactividad competitiva absoluta. El ritmo de partidos es algo que se suele destacar como primordial para que un jugador rinda a corto plazo. Pierre-Emerick Aubameyang llevaba más de dos meses sin disputar un solo minuto oficial cuando firmó por el Barça en el último minuto de mercado. Sobre la misma bocina.

El gabonés llegaba sacrificando dinero y haciendo un ‘all in’ en toda regla para cumplir un sueño y demostrar que era capaz de brillar en un equipo TOP a nivel mundial después de unos últimos tiempos turbulentos en Londres. Su enfrentamiento con Arteta provocó un cisma irreconducible. Xavi era consciente de todos los hándicaps cuando aterrizó el futbolista nacido en Francia. También sabía que sus cifras goleadoras eran espectacular en la última década. Había riesgos, sí, pero el coste era mínimo y a poco que su rendimiento fuera medio aceptable ya era un éxito. Y lo cierto es que ‘Auba’ ha explotado desde el minuto cero.  

TITULAR

Hubo que esperar a su cuarta aparición para verle celebrar su primer gol. Pero a partir de ahí la evolución ha sido imparable. Cinco goles en 386’. O lo que es lo mismo, un gol cada 77’. Un promedio de altísimo nivel para un jugador que se ha adaptado a las mil maravillas a la dinámica del grupo. Ha entrado en el vestuario con buen pie, ha hecho muy buenas migas con Dani Alves y con un Ousmane Dembélé al que ya conocía de haber coincidido en el Borussia Dortmund y, lo más importante, se ha ganado a Xavi.

Acumula cuatro titularidades consecutivas y el técnico de Terrassa lo ha elogiado ya en varias ocasiones en sala de prensa. Intenso en la presión y mostrando un gran estado de forma física, certero en la definición y con esa intuición que le ha acompañado desde sus primeros pasos como profesional en el Saint-Etienne. No se marca objetivos goleadores: “Prefiero no decir una cifra, espero marcar muchos goles y defender mucho tiempo esta camiseta”. Pero tiene claro que tanto la Liga como el juego azulgrana le vienen como anillo al dedo. 

Temas