Fede Valverde le gana la apuesta a Ancelotti y se viste de delantero

Fede Valverde le gana la apuesta a Ancelotti y se viste de delantero

Valverde, celebrando un gol
Valverde, celebrando un gol | EFE

El cambio de posición la temporada pasada y la titularidad indiscutible muestran una evolución constante de Valverde que aumenta, y mucho, su labor ofensiva

Carlo Ancelotti confesó recientemente haberle dicho al uruguayo que si no marcaba 10 o más goles, rompería su carnet de entrenador

Fede Valverde es uno de los jugadores de moda del fútbol mundial. Ha pasado de ser un extraordinario mediocentro a un espectacular extremo derecho y todo a un rendimiento excepcional. Y es que la polivalencia del uruguayo está maravillando al planeta fútbol. De hecho, Carlo Ancelotti le utiliza en ambas posiciones indistintamente. La confianza del italiano es tal que incluso hizo una apuesta con el futbolista. Confesó recientemente que le dijo que si no marcaba 10 o más goles, rompería su carnet de entrenador. Parece que no hará falta. Su evolución está ofreciendo al Real Madrid multitud de variantes señalándolo como uno de los grandes atractivos del año.

Su zancada y llegada al área cada vez es más potente. La temporada pasada, poco a poco Fede fue ganándose un puesto fuera de su posición, sirva esto para saber de su importancia. Con un centro del campo conformado por Casemiro, Kroos y Modric, el uruguayo se desplazó a la banda derecha para aprovechar su profundidad.

Promedia 0,8 regates por partido, además de 1,9 disparos. En defensa, realiza 0,9 entradas por partido y transmite una labor defensiva de primer nivel. Su rendimiento no se puede analizar solo con números, ya que su despliegue físico y el campo que abarca también marcan la diferencia. En ocho partidos jugados esta temporada en Champions y LaLiga, Fede Valverde suma cuatro goles y dos asistencias. Además, jugadas y acciones decisivas como la que inicia el primer tanto del derbi madrileño: el de Rodrygo. El uruguayo se ha convertido en un jugador capital para Carlo Ancelotti, un fijo en el costado derecho del Real Madrid.

Un centrocampista con alma de delantero

Que un centrocampista marque quince goles o más en LaLiga cualquier temporada es una cifra realmente considerable. Su nivel actual es de talla mundial, y tanto es así que los uruguayos están empezando a creer que este puede volver a ser el año en el que hagan algo grande. Uruguay posee dos Mundiales, en 1930 y 1950, y quién sabe si Fede Valverde será capaz o no de traerles el tercero en 2022 o al menos estar cerca.

Están lejos de los favoritos, pero el crecimiento de Valverde inspira a que puedan ser la gran revelación. La evolución de Darwin Núñez en el Liverpool, el nivel de Betancur en el Tottenham, o la fiabilidad de defensiva de Giménez y Araujo generan confianza al margen de la veteranía de clásicos como Cavani o Luis Suárez. Una Uruguay con licencia para soñar.

La llamada de la Premier League

En las últimas semanas se han ido sucediendo algunas informaciones que desvelan ofertas que llegaron por Valverde. Estas, procedentes de la Premier League y que rondaban los 100 millones de euros. Sin embargo, en ningún momento se planteó en el Real Madrid poder hacer caja con el charrúa. Todas las señales indican a que se puede estar ante un jugador que marque una época.