¿Qué es el ayuno intermitente? tipos, beneficios y opinión

¿Qué es el ayuno intermitente? tipos, beneficios y opinión

Compartir
ayuno intermitente que es y que beneficios tiene

Siempre se abre la confrontación cuando se habla sobre la importancia del desayuno y la nueva moda de realizar un ayuno intermitente.

Calificado como protocolo de alimentación, el ayuno intermitente o IF (intermitteng Fasting), ha llegado a nuestras vidas como una milagrosa alternativa para aquellos que quieran adelgazar, depurar o aumentar masa muscular.

¿Quieres saber más sobre el ya famoso ayuno intermitente o IF (intermitteng Fasting)?

Pues quédate porque te damos todos los detalles a continuación:

¿Qué es el ayuno intermitente?

Se trata de un método para adelgazar y, supuestamente, también para aumentar masa muscular o simplemente mantener una buena salud, que consiste en la alternancia de periodos de ayuno con periodos de ingestión de alimentos.

A diferencia de la inanación, que es involuntaria, el ayuno hace referencia a la abstinencia voluntaria que controla el horario de la ingesta de alimentos.

El protocolo de ayuno intermitente esta creando tendencia en los últimos años y ante esta coyuntura era necesario un análisis y una opinión de confianza para todos aquellos que tengan curiosidad o quieran ponerlo en práctica.

Tipos de ayuno intermitente

Existen varias tipologias pero los tipos de ayuno intermitente más populares son los siguientes:

Ayuno 16/8 o Protocolo Lean Gains

Se realizarán ayunos de 16 horas que irán seguidos de periodos de alimentación durante 8 horas (ventana de alimentación).

Para que se entienda, si realizas la primera comida a las 15.00h, la ingesta de todos los alimentos deberá realizarse entre las 15.00h y las 23.00h (sumando así un periodo de 8 horas). La siguiente comida volverá a ser el día siguiente a las 15.00h.

El ayuno Lean Gains, creado por Martín Berkhan, suele realizarse con el objetivo de aumentar fuerza y masa muscular sin acumular grasa y esto último es precisamente lo que lo convierte también en un ayuno perfecto para perder peso.

Respecto a las sesiones de entrenamiento durante un periodo de ayuno 16/8, Berkhan recomienda realizar ejercicio 3-4 veces a la semana, con cargas altas y ejercicios multiarticulares (full body, press de banca, dominadas, peso muerto, sentadillas, etc.)

Ayuno 24 y 48

Se trata de ayunar durante 24 horas o durante 48 horas.

Ayuno 12/12

Aquí realizaríamos un desayuno y una cena, dejando 12 horas entre medias. Por ejemplo, puedes desayunar a las 10 y cenar a las 22.00h.

Como verás, la diferencia entre todos ellos está en el periodo de tiempo durante el que tu organismo no recibe alimentos.

La primera vez que realizas cualquiera de ellos deberías comenzar reduciendo el número de comidas que realizas al día a solo tres: desayuno, comida y cena. El siguiente paso será reducir las calorías del desayuno hasta el punto en el que puedas abandonarlo sin pasar hambre. De ahí a las dos comidas solo hay un paso.

Respecto al entrenamiento, los expertos confirman que se puede hacer un entrenamiento de fuerza sin problema, pero recuerda que cada cuerpo y cada metabolismo es un mundo y lo mejor siempre es consultar con un médico o nutricionista antes de lanzarse a emprender una técnica para perder peso o ganar masa muscular como esta.

De hecho el entrenamiento en ayunas es una práctica bastante habitual entre ciclistas y runners que quieran perder peso.

Nota:

En 2012 The Guardian publicó un artículo sobre la protección contra desórdenes cerebrovasculares que venía bautizada por los ayunos intermitentes.

Beneficios del ayuno intermitente

Desintoxicación, depuración, limpieza…puedes llamarlo de muchas formas, pero al final se trata de salvaguardar un equilibrio entre comer y no comer. Para que la idea quede más clara todavía, estamos hablando de abstenerse de comer durante un periodo determinado de tiempo y después ingerir comida normalmente durante un lapso de tiempo que varía en función del tipo de ayuno elegido.

Los beneficios del ayuno intermitente son muchos:

  • Pérdida de peso y de grasa corporal (si se tienen en cuenta el tipo de alimentos y calorías ingeridos).
  • Mejora la sensibilidad a la insulina, lo que es perfecto para personas con diabetes tipo 2.
  • Aumento de energía.
  • Reducción del colesterol.
  • No supone un coste, sino más bien un ahorro al realizar menos comidas al día.
  • No es una dieta que te complique la vida, sino más bien lo contrario.
  • Puedes ayunar en cualquier lugar, algo que no siempre es posible con algunas dietas.
  • Puedes comer los alimentos (saludables) que quieras.
  • Aumento de la función cognitiva.
  • Reducción de inflamación.

Y ahora vendría la otra gran pregunta: ¿qué puedo comer durante un ayuno intermitente? Me tocará estar con el pico cerrado? ¿Puede beber aguar? Lo vemos a continuación:

ayuno intermitente que es

¿Qué puedo comer en el ayuno intermitente?

Parece obvio que llevar a cabo un ayuno de estas características para perder peso no implica que en los periodos de ingesta de comida puedas comer alimentos con excesivas calorías. Puedes comer lo que quieras, pero hasta cierto punto. Una pizza, una comida preparada o una fabada de bote no parece lo más apropiado, ¿verdad?

Tampoco implica que no puedas ingerir absolutamente nada durante el tiempo que dura el ayuno entre comidas.

Durante el ayuno intermitente puedes tomar café solo, comer chicles sin azúcar, agua, infusiones o productos que no añadan calorías extra a tu día a día.

En cualquier caso, lo mejor siempre es hacer coincidir el periodo de ayuno con el tiempo de sueño para así no pensar en comida y respetar el protocolo de ayuno como es debido, pero esto no siempre es posible, así que puedes utilizar alimentos y bebidas sin calorías para sobrellevarlo mejor, sobre todo si es tu primera vez.

Debes tener presente que a la hora de romper el ayuno tu cuerpo estará desando recibir comida. Trata de comer calmado y con tranquilidad para evitar una comida demasiado copiosa que dificulte la digestión. Evidentemente con el ayuno intermitente vas a tener que concentrar e ingerir más calorías. No pierdas la cabeza ya que el efecto rebote puede ser contraproducente. La ansiedad por la comida no es buena y menos en estas prácticas te contención.

Opinión

Lo cierto es que muchas son las voces que se pronuncian acerca del ayuno intermitente. Este nuevo protocolo de alimentación tiene, como todos, a defensores y a detractores, pero más allá de todo esto lo que nos importa es tu salud.

Para practicar el ayuno intermitente resulta fundamental que tengas una buena salud. Esta practica es bastante agresiva y el cambio orgánico y nutricional al que vas a someter el cuerpo no es ninguna tontería.

Seguramente lleves toda la vida haciendo 3-4 comidas al día, así que no te extrañe si los primeros días notas cambios en tu estado anímico o una falta de energía. Te recomiendo que empieces por un ayuno intermitente corto que te permita ver y valorar tu adaptación.

Ante cualquier molestia, mareo o desmayo no dudes en detener la práctica y ponerte en manos de un especialista sanitario.

Depués de todo esto ¿te sumas al ayuno intermitente?

Compartir

Te puede interesar...

Deja un comentario

Con la publicación de un comentario acepto expresamente recibir la newsletter y soy conocedor de que puedo darme de baja en cualquier momento de acuerdo a nuestra política de privacidad