El Liverpool presenta candidatura y desnuda a un precario Arsenal

Jordi Blanco

El Liverpool de Klopp se estrenó en la Premier con una enloquecida victoria que dio a entender tanto sus aspiraciones como el triste presente de un Arsenal sin defensa.

Roto en el centro de la zaga, donde no pudo contar con GabrielMertesacker Koscielny, el equipo de Wenger apenas mandó un cuarto de hora en el marcador hasta que Coutinho le despertó de golpe al borde del descanso Lallana le arrodilló apenas comenzar una segunda parte que desembocó en un festival de goles.

Un libre directo magistral de Coutinho sirvió para el 1-1 antes de que Lallana, el propio Coutinho Mane resaltasen esas carencias defensivas del Arsenal con una remontada brutal.

El Arsenal, aún derrotado, tuvo la fortuna de contar con Cech, quien evitó al menos otros dos goles del Liverpool, y de beneficiarse de un rebote en el 2-4 o aprovechar que el asistente no vio el fuera de juego de Chambers en el 3-4. Así maquillaron los gunners el marcador. Por más que se antoje imposible ocultar la urgencia que tiene en fichar a un centralprobablemente Mustafi.

El Liverpool acabó sufriendo en el marcador pero disfrutó de un estreno para soñar. Una semana después de darse un festín ante el Barça en Wembley, los reds asaltaron un Emirates en el que no ganaban desde agosto de 2011, dando una sensación futbolística excelente.

Puede que los dos gigantes de Manchester sean los favoritos y que lo invertido por ambos les coloque esa consideración, pero a la comodidad del United en Bournemouth y las pinceladas del City frente al Sunderland respondió el Liverpool con una contundencia estratosférica.

Liderado por un magnífico Coutinho, empujado por Lallana o iluminado por un Mane a quien no le ha costado dar a entender el acierto de su fichaje, el equipo de Klopp comenzó su andadura en la Premier con una victoria de prestigio, más allá de la locura en que se convirtió la segunda mitad, y que fue más asequible en el terreno de juego de lo que mostró el marcador final.

De entrada parece que el Liverpool no va de farol. Y que al Arsenal la depresión por las lesiones le ha atacado este curso demasiado pronto.

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil