El resultado de la autopsia de Maradona

Diego murió a causa de una insuficiencia cardíaca que le generó un edema agudo de pulmón y le provocó una muerte súbita

Su sobrino fue el último en verlo con vida, y la enfermera y la psiquiatra le realizaron maniobras de RCP sin éxito

La muerte de Maradona fue natural y sin signos de violencia | Efe

Diego Armando Maradona murió por causa de una insuficiencia cardíaca que le generó un edema agudo de pulmón y le provocó una muerte súbita, según informaron los médicos forenses que trabajaron sobre el cadáver durante algo más de dos horas de autopsia, según confirmaron fuentes judiciales a 'Infobae'.

SPORT.es

Según comunicaron los responsables de la investigación, Maradona sufrió una "insuficiencia cardíaca aguda, en un paciente con una miocardiopatía dilatada, insuficiencia cardíaca congestiva crónica que generó edema agudo de pulmón”.

El fallecimiento se produjo en el mediodía del miércoles, hora de Buenos Aires, en la ciudad bonaerense de Tigre y su cuerpo fue revisado por un equipo de médicos forenses en la morgue de San Fernando, después de que la Fiscalía General de San Isidro pidiera autorización para el examen a la familia, que lo permitió.

Los investigadores abrieron una causa por “averiguación de causales de muerte” después de que, a las 13.20 de este miércoles, recibieran el aviso de la muerte de Maradona.

El Fiscal General de San Isidro Dr. John Broyad dispuso el armado de un grupo de trabajo conformado por los fiscales Patricio FerrariCosme Iribarren Laura Capra, quienes estuvieron en el barrio privado San Andrés, donde Diego vivía desde que fue operado por un hematoma en la cabeza.

Según recoge Infobae, de los testimonios recogidos en el ámbito de la sede fiscal se concluyó que la última persona que lo vio con vida fue su sobrino el martes 24 a las 23.00 horas. Cuando Maradona murió estaban en la casa su sobrino, su asistente, un empleado contratado para su seguridad física, una enfermera y una cocinera.

Intentaron reanimarlo, sin éxito 

A las 23.30 llegaron el psicólogo y la psiquiatra personales de Diego, quienes comprobaron que el exfutbolista parecía dormido y no respondía. Su sobrino y el asistente intentaron despertarlo y al no observar, en principio, la existencia de signos vitales pidieron la presencia de la enfermera y la psiquiatra quienes le realizaron maniobras de RCP sin éxito.

En ese momento pidieron ambulancias de distintas prestadoras y en ese lapso llegó un cirujano vecino del barrio, quien también intentó maniobras de reanimación. Luego llegaron las ambulancias a cargo del medico clínico de la prestadora médica e intentaron revivirlo con ampollas de adrenalina y atropina, pero no lo lograron.

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil