Menú

Messi: "Si nos va mal el Mundial, tenemos que desaparecer todos"

Messi se mostró crítico con la exigencia que tiene el fútbol en su país y aunque reiteró que su sueño es "jugar algún día en Newell's", matizó que lo que le hace dudar la situación de su país

El crack argentino aseguró que "nunca" ha influenciado a un entrenador ni le ha dicho "trae a este o pon a este"

Messi analizó lo que puede hacer Argentina en el Mundial | TyCSports

Leo Messi fue entrevistado en uno de los vestuarios de la Ciutat Esportiva por el peridiosta de TyC Gastón Recondo para el programa 'Líbero'. El vestuario, decorado con camisetas de la 'albiceleste' ya dejó intuir que los cerca de 50 minutos de entrevista iban a tener a la selección argentina como argumento principal. Y así fue, aunque también hubo interesantes referencias al Barça, como la que se refiere al futuro de su amigo y compañero Javier Mascherano.

Leo Messi

Fue un Messi reflexivo, con ganas de hablar y mostrando una enorme madurez. Una faceta que, de momento, solo muestra para los medios de su país.

Para empezar, una leve referencia al Balón de Oro, que mañana conocerá a su ganador. Se le preguntó por los años que vistió trajes más 'desenfadados' y replicó que "siempre iba de negro, empecé probando y ya esperaban después todos lo que me iba a poner. Después se volvió a la normalidad", recordó.

Sí dejó muy claro que está muy por encima de los premios individuales. "Siempre me interesó y me preocupó más a nivel grupal. Tuve una sensación hermosa en los que gané, sobre todo los primeros. A partir de ahí, tuve incluso aun más ganas de conseguir premios colectivos, como la Champions, la Liga o ganar con Argentina, lo que aún no se nos dio".

Hasta el punto de que "muchas veces me enterado de cosas después de haberlas conseguido. Es lindo en el momento, pero después ya pasa".

"ahora mismo no nos alcanza para ser campeones"

De lo que habló largo y tendido Messi fue de la 'albiceleste' Reconoció que después de perder tres finales casi consecutivas, dos de Copa América y la más dura, la del pasado Mundial, y de "tenerlo tan cerquita", admitió que "es una última oportunidad para toda esta camada que viene jugando finales y no se ha podido consagrar. Tenemos la misma ilusión que cuando fuimos a Brasil".

Sobre la durísima fase de clasificación, en la que Argentina no consiguió el pase hasta la última jornada, explicó que "no merecimos clasificar de esta manera. Teníamos que haber gando a Venezuela y Perú, tuvimos ocasiones. Pero fueron pasando los partidos y cada vez está más complicado, es jodido, se te pasan muchísimas cosas por la cabeza".

"Era inimaginable, una locura no pensábamos quedarnos sin final, pero imagino que Italia tampoco lo pensó. El fútbol actual está es muy igualado", contestó Messi cuando se le habló de Buffon y su triste adiós a la 'azzurra'.

Messi elogió a Sampaoli y aseguró que "tenemos tiempo necesario para trabajar. Tuvimos momentos buenos con Sampaoli y se mezcló la presión y necesidad de ganar. No es fácil. También muchos chicos nuevos. Es verdad que tenemos que mejorar si queremos ser campeones del mundo, si seguimos igual no nos alcanza, hoy por hoy son mejores selecciones, Brasil, Alemania, Francia... y España está muy bien".

nunca le dijo a un entrenador lo que tenía que hacer

Ser el mejor del mundo puede crear confusión entre los aficionados. Messi negó que nunca, y esto inlcuye la selección pero también al Barça, le impuso su criterio a un entrenador: "El técnico conversa mucho con el jugador, pero a mí no me da para irle a decirle. Nunca iría a un técnico a decirle trae a este o pon a este. Lo puedo pensar, pero para mí, pero no se lo comunico. Eso sí, el que me conoce seguramente lo nota", reconoció Messi, distendido.

Messi, que se mostró crítico con las concentraciones largas, reconoció que "Sampaoli me dijo muchas veces que soy el mejor de la historia, pero ya lo dijo cuando dirigía el Sevilla. A Jorge se le empezó a juzgar mucho antes de empezar.Ya sabrá que la selección argentina es otra cosa, se habrá tenido que adaptar a todo esto".

Puestos a analizar los rivales en el Mundial, mostró su temor por Islandia: "Es una selección muy complicada, es ordenada y física. Croacia te deja jugar un poco más y Nigeria es más irregular".

También se refirió a compañeros suyos, como Agüero, de quien dijo que "es de los mejores del mundo al mejor nivel. Necesita cariño, la confianza que le dio Jorge". Y de Higuain, que por la presión, porque "siente mucho las críticas", en su momento le fue bien estar fuera de la selección, pero que "tiene que estar con nosotros".

Es tal la presión en su país que hasta llegó a decir que "es más fácil jugar como visitante que de local".

"la gente se cansa y quiere ver caras nuevas"

Leo Messi planteó el Mundial de Rusia como la última oportunidad para la generación de grandes futbolistas argentinos a los que le falta el premio de salir campeón. "Si nos va mal en este Mundial tenemos que desaparecer todos de la selecciíon, va a ser complicado que siga alguien porque llevamos muchos años juntos y la gente se cansa, quiere ver caras nuevas", dijo el '10' en un tono crítico.

También admitió que "todo pasa por el resultado y la gente quiere resultados y si no los hay, pide cosas nuevas" y que "nunca volví a ver las finales anteriores. Me quedan los recuerdos. En dos fuimos merecedores de ganarla, sin haber jugado bien", especialmente la final del Mundial ante Alemania.

PREOCUPADO POR SU PAÍS

Messi, que firmó una camiseta de la 'albiceleste' con la frase "felicidad y amor para toda la Argentina" se sinceró sobre su país, y en este caso ya no solo a nivel futbolístico sino sobre la inseguridad que hay instalada en toda la nación. "Mi deseo es tener una Argentina mejor, poder vivir con seguridad y tranquilidad. Muchas veces dije que mi sueño es jugar en Newell's, pero no sé qué va a pasar, y una parte es por mi familia, porque quiero que mis hijos crezcan con seguridad". 

Explicó, gráficamente, que "por querer robarte te pueden llegar a matar. Y me pregunto ¿cómo llevo a mi hijo aquí si en Barcelona lo tengo todo y estoy tranquilo? Pero mi sueño es vivir en Argentina y jugar en Newell's", insistió un Messi que se reconoció maduro a raíz "de formar una familia. Me di cuenta de que el fútbol no lo es todo y que crecí en la cancha y también lo hice fuera".

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil