Las claves de una jornada determinante para el Barça

Las claves de una jornada determinante para el Barça

Xavi recupera a todos sus internacionales | EFE

Este domingo, los culés recibirán al Sevilla en el Camp Nou en un duelo determinante en la lucha por la segunda plaza de la Liga Santander

Xavi y los suyos tienen que hacer sus deberes y, a partir de ahí, mirar hacia arriba: si el Madrid pierde en Balaídos, podrían recortar la distancia que les separa del líder a nueve puntos con un partido menos

 El parón de selecciones de finales de marzo ya forma parte del pasado. El FC Barcelona iniciará este fin de semana un mes de abril muy exigente a nivel competitivo, con siete partidos en solo 21 días. Los de Xavi Hernández, pletóricos tras profanar el Santiago Bernabéu, quieren dar continuidad a su crecimiento y demostrar una vez más que están en el buen camino para volver a tener opciones de reinar a nivel estatal y continental en un futuro no excesivamente lejano. Este domingo, a las 21.00 horas, los culés recibirán al Sevilla en un duelo determinante en la lucha por la segunda plaza de la tabla.

Y es que, aunque la goleada al eterno rival haya instalado una situación de optimismo alrededor del Camp Nou, es innegable que el Barça aún tiene mucho trabajo por hacer para asegurar su participación en la próxima edición de la Champions League, la gran prioridad de esta temporada. Es importante no confundirse a la hora de dilucidar los objetivos. Ganar al Sevilla permitiría al equipo blaugrana alcanzar la segunda posición con un partido menos que sus rivales directos. Y eso, teniendo en cuenta cómo estaban las cosas a principios de 2022, sería una extraordinaria noticia.

Xavi y los suyos tienen que hacer sus deberes y, a partir de ahí, mirar hacia arriba. Especialmente en una jornada en la que Atlético de Madrid, Betis, Real Sociedad y Villarreal tienen compromisos mucho más asequibles que ellos sobre el papel. Los colchoneros, los verdiblancos y los txuri-urdines juegan en casa ante Alavés, Osasuna y Espanyol respectivamente, mientras que el conjunto castellonense visita al colista destacado de la Liga, el Levante. Es probable que ninguno de los aspirantes a la zona Champions se deje puntos este fin de semana, por lo que el Barça-Sevilla de domingo a las 21.00 horas, con prácticamente todos los resultados de la jornada conocidos, cobrará más trascendencia.

En caso de triunfo culé, un tropiezo del Real Madrid en Balaídos (hoy sábado a las 18.30 horas) podría animar sobremanera la contienda por el título. El conjunto blanco tiene mucho margen, pero si no asalta el domicilio del Celta podría dar opciones a un Barça que la temporada pasada ya demostró, por mucho que el final no fuera feliz y el trofeo ‘viajara’ al museo del Atlético, que no se rendirá hasta que las matemáticas dicten sentencia. En un escenario ideal –victoria propia y derrota merengue–, los azulgranas podrían acabar el fin de semana a ‘solo’ nueve puntos (y un partido) menos que un líder que en el tramo final de competición deberá visitar estadios exigentes como el mismo Wanda Metropolitano o el Sánchez-Pizjuán.

¿Empiezan las rotaciones?

El apretado calendario obligará a Xavi, por último, a tener todos los sentidos puestos tanto en el presente como en el futuro inmediato. El entrenador vallesano tendrá que utilizar a tantos efectivos como sea posible para llegar lejos en Europa, otro de los principales objetivos del curso. Desde este mismo fin de semana, y aunque en principio alineará un once muy parecido al del clásico, el técnico barcelonista deberá aprovechar la profundidad de su plantilla y realizar rotaciones para prevenir lesiones. El próximo jueves, el Barça se enfrentará al Eintracht Frankfurt e intentará regresar de Alemania con un buen resultado. No hay tregua.

Temas