Sport.es Menú

Carlos Hugo, el estratega que cautivó a Eusebio

El Barça ha incorporado a uno de los mayores talentos de la nueva hornada de entrenadores. Eusebio Sacristán quería contar en el filial con el que había sido su ayudante en el Celta y que le dejó impresionado por la rigurosidad de sus métodos. Carlos Hugo García-Bayón, un leonés de 37 años, aplica la tecnología en el mundo del fútbol, se desvive por estudiar nuevas formas de trabajo y en su ordenador ha procesado multitud de jugadas de estrategia que pueden ser de gran utilidad.

Jordi Gil

Carlos Hugo se inició a los 19 años en el CD Ejido, un equipo de León, y también progresó en otro equipo de su ciudad dedicado a la formación como es el Puente Castro. Entrenó a su Juvenil en División de Honor, donde dejó huella por sus sistemas de entrenamiento. El directivo Carlos Filipe recuerda como “antes de los partidos ponía imágenes a los jugadores para analizar la estrategia. La temporada pasada marcamos 17 goles a balón parado”. Esa cifra significó cerca del 40 por ciento de los tantos para situar a un modesto conjunto en la octava posición compitiendo de tú a tú con los juveniles del Depor, Celta o Sporting. Su inquietud por mejorar le llevó a pedir permiso el pasado invierno para estudiar al Chelsea en Londres. Su deseo de aprender es constante, si bien su estilo está definido. “No dejaba que jugarán al patadón. Tenía que ser el último recurso. También cambiaba mucho la táctica. Era muy exigente, incluso ganando, si no se había hecho lo que él quería, se enfadaba”, destaca Filipe.

En su etapa de seleccionador de Castilla-León tuvo a Juan Carlos Rodríguez, ex lateral del Dream Team, de colaborador y le sorprendió “cómo le gustaba planificar los entrenamientos. Creó programas informáticos como herramienta. Su dedicación al fútbol es plena y hay que añadir el carácter que tenemos los leoneses para tirar hacia adelante”. El ex jugador blaugrana recalca que “si algún día fuera entrenador, me gustaría tenerle a su lado. Y no solo porque sea mi paisano... Está muy preparado, es licenciado en educación física y domina mucho la tecnología”.

Onésimo Sánchez es otro técnico que lo conoce muy bien de su etapa en el Huesca. Lo tuvo como segundo y le ayudó a ascender al equipo a Segunda División A. Onésimo destaca que “lo que Carlos no ha podido vivir como jugador profesional lo compensa con máxima dedicación, estudios y conocimiento del fútbol. Es un excelente complemente para Eusebio y Barbarà, que han conocido más de cerca la élite”. De Huesca no olvida como “en la fase de ascenso marcamos dos goles a balón parado decisivos. Era una faceta que cuidábamos y a él le gusta mucho”.

Andrés Peiró fue quien le permitió ser el primer entrenador de la Gimnástica Segoviana, de Tercera División cuando era director deportivo, y puntualiza que “siempre quería dar un trato exquisito al balón, con un juego combinativo. El equipo pagó el desgaste psicológico de llegar lejos en la Copa y caer ante el Sevilla tras eliminar a equipos de superior categoría como el Cartagena, Burgos y Universidad de Oviedo”. Peiró no pudo evitar el cese porque “la directiva no tuvo paciencia cuando íbamos en el grupo de cabeza, pero se merece y tendrá más oportunidades”.

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil