McDonald se someterá a un trasplante de riñón después de años de enfermedad

El centrocampista del Fulham padece una enfermedad renal crónica desde hace doce años

"Me he preparado toda mi carrera sabiendo que un trasplante era el objetivo final", dice Mcdonald

Kevin McDonald, futbolista del Fulham.
Kevin McDonald, futbolista del Fulham. | Twitter

Quique Briz

El centrocampista del Fulham Callum Mcdonald, que padece una enfermedad renal crónica con la que lleva luchando hace doce años, ha revelado que se someterá a un trasplante de riñón que puede comprometer su carrera futbolística.

"Con los años, mi función renal ha empeorado. Eso es lo que sucede en mi enfermedad, empeora con el tiempo", dijo McDonald a Sky Sports. El jugador escocés asegura que se había preparado toda su carrera con el trasplante como objetivo final. "Esperaba poder superar mi carrera futbolística y luego tener un trasplante de riñón al final, pero desafortunadamente no ha sucedido", explica. Según ha revelado, uno de sus dos riñones no funciona y el otro lo hace al 10% de sus funciones.

"El fútbol ha sido genial, pero necesito hacer esto y ahora, para poder vivir una vida normal", cuenta. McDonald ha jugado más de 500 partidos como profesional y ha representado a Escocia en cinco ocasiones. "Podría aguantar y hacer diálisis cuatro veces por semana para alargar mi carrera, pero llega un momento en el que hay que abordar ciertas cosas", explica.

Su hermano y uno de sus mejores amigos se han prestado para doñar un riñón, y él no ha querido pasar esta oportunidad. "Les debo la vida", asegura. Incluso no descarta volver a los terrenos de juego después de la operación si se siente bien. "¿Querré jugar al fútbol? ¿Estaré preparado física y mentalmente o preferiré desarrollarme como entrenador? No lo sabré hasta que vea cómo me siento después de la operación", se cuestiona.

El futbolista ha asegurado que actualmente el deporte no es una prioridad para él. "Mucha gente me ha preguntado, '¿por qué no te vas cedido, por qué no estás jugando, por qué estás entrenando tan pronto?'", cuenta. Esta temporada, tan solo ha trabajado con el filial del Fulham para poder coger experiencia como futuro entrenador.

Por el momento, está tranquilo: "En cuanto al trasplante, siempre me he sentido relajado. Tengo confianza en mis médicos. En especial los de Wolves y Fulham, que han sido los mejores en cuanto a cuidarme".

Kevin Mcdonald conoció su enfermedad cuando se marchó del Dundee al Burnley en 2009, su primer club fuera de Escocia. Además de dichos equipos, también ha jugado en Scunthorpe, Notts County, Sheffield United y Wolverhampton.

Temas

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil