El pasillo del miedo

OPINIÓN

Me cuentan que la petición llegó con la firma de Javier Faus. Fue al vicepresidente económico del FC Barcelona a quien se le ocurrió la idea de forrar el túnel de vestaurios con fotografías XXL de los jugadores más emblemáticos del club.

Ese look atemorizante, más por la trascendencia de los protagonistas y sus logros que por su tamaño, se materializó este verano y sorprendió el día de su estreno. También me explican que, aunque los jugadores del Real Madrid ya venían con la cartilla aprendida, tuvieron su momento de impresión cuando se vieron rodeados de aquellos seres enormes en cuerpo, fútbol y alma.

Hubo uno en concreto que le puso acento andaluz al asunto: “c..., qué grandes!!”, exclamó al verse cual ciudadano de Liliput en medio de aquellos gigantes. Lo que antaño eran paredes de ladrillo, ahora es un túnel que ahoga al rival minutos antes de pisar el césped. Estos últimos instantes de saludos y `quedabienes¿ tendrán un decorado intimidatorio que a más de uno le pondrá el vello de punta. Fue interesante observar como los jugadores madridistas evitaban mirar hacia la pared y se distraían con los saltitos habituales de pseudo calentamiento y los abrazos y apretones de mano de rigor a los colegas de selección.

Mirar a su derecha, ni uno. Porque si Xabi Alonso giraba el cuello se encontraba de bruces con la melena de Puyol, que parecía más huracanada y leonina que nunca. Sabemos todos que los partidos se juegan muchos minutos antes y bastantes más después de lo que sucede en el césped. Pues este pasillo del miedo cumple, de momento, con su objetivo. Este entorno también juega.

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil