Haaland puede ser del Barça

Los fichajes a la espera de Haaland

OPINIÓN

Joan Mª Batlle

El Barça se mueve con las ideas claras de cara a la reconstrucción de la plantilla. El fichaje de Ferran Torres va en este sentido, futbolista joven, internacional y de contrastada calidad. Extremo polivalente para las dos bandas y condiciones para asumir el rol de falso "9" que el esquema de Xavi contempla. Este ya está en el saco y ahora suena Adama, ya que Dembélé no piensa renovar. También sigue en curso la vía Morata, delantero centro puro, de características diferentes a las de Torres y Ansu Fati. Está bien, pero ahora lo que hay que hacer es preguntarse si verdaderamente hace falta tanta artillería y, muy especialmente, si sería mejor ahorrar a la espera de Haaland, el fichaje que realmente es imperativo efectuar el próximo verano, tanto desde el punto de vista deportivo, mediático y de relanzamiento de la entidad a todos los efectos. 

EL OBJETIVO

Ahora mismo, hay un overbooking significativo en los puestos de ataque. Torres, Ansu Fati, Dembélé, Memphis, Luuk de Jong, Braithwaite, Abde, Ilias, Jutglá. Nueve. Pongamos que los tres últimos, los canteranos de nuevo cuño, son los que tienen más probabilidades de perder protagonismo cuando todos los demás estén disponibles. Quedarían seis para tres puestos, a falta de la decisión final sobre Dembélé, que no tiene la más puñetera intención de salir en enero, y Luuk de Jong, que ha ganado enteros como recambio para desatascos puntuales. De marcharse ambos, Adama y Morata tendrían sentido, pero no en caso contrario. Y aún así, con matices, pues hay que guardar dinerito para Haaland y no ahogarse con el límite salarial. Sinceramente, todo lo que no sea pensar en un futuro con Haaland sería una equivocación, así que hay que preparar el futuro con este objetivo. Torres, Haaland, Ansu Fati y a partir de ahí, crear una segunda línea. Es verdad que Dembélé y Luuk no estarán y que Memphis sería un gran traspaso y Braithwaite es prescindible, pero no Abde. Seguramente, en el ataque es preferible fichar a partir de Haaland y tener un plan B con otro ariete estrella por si finalmente es imposible traer al noruego, que engrosar una nómina de delanteros que después no tengan sitio y sean un problema. 

La clave: hay que pensar con visión de futuro, pues la llegada de Haaland es imperativa.

Temas

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil