El Barça se abona al sufrimiento en el Palau

Tras la victoria 'in extremis' ante el Forte culminó una gran remontada ante el Girona también en el último minuto

Los de Edu Castro se toparon con un Jaume Llaverola inconmensurable que evitó muchos goles

Pau Bargalló no pudo marcar en la falta directa que ejecutó de manera magistral
Pau Bargalló no pudo marcar en la falta directa que ejecutó de manera magistral | MARC CASANOVAS

El Barça Lassa sufrió de lo lindo para remontar un bonito partido en el Palau en el que acabó imponiéndose 4-3 a un Girona que dejó una gran imagen en territorio blaugrana y que se puso con un inquietante 0-2 primero y posteriormente un 1-3. 

No empezó bien pues el partido para el Barça, que salió con Egurrola en la portería, Gual, Panadero, Xavi Barroso y Pablo Álvarez de entrada. El entrenador Edu Castro había avisado de que el Girona les pondría en dificultades, pero seguramente no imaginaba que tantas.

Las habilidades de Raúl Pelícano ante puerta quedaron pronto patentes y a los cinco minutos de juego se adelantaba en el marcador tras superar a Marc Gual y rematar en toda la escuadra un chut imparable para Egurrola.

LLAVEROLA PROVIDENCIAL

Llaverola impidió con paradas excelentes que el Barça igualara el partido, sobre todo superando un uno contra uno con Pablito Álvarez en el 14' y en la falta directa que chutó Pau Bargalló en el 15 por una falta de Palau que le costó la Tarjeta Azul. 'Paueti' lanzó la falta de manera magistral acercándose a Llaverola, elevando la bola y chutando hacia la escuadra, pero el meta del Girona sacó una mano increíble y evitó el tanto.

Y del posible empate se pasó al 0-2 cuando además el Girona estaba jugando en inferioridad por la exclusión de Palau. De nuevo Raúl Pelícano tras un gran contrataque levanta la bola y supera a 'El Pulpo'.

Un minuto más tarde Borja Ramon envió la bola al póster y esta misma jugada acabó con un penalti de Bargalló sobre David Gelmá. El propio Gelmá fue el encargado de ejecutarlo pero detiene Egurrola.

Con el 0-2 se llegó al descanso con un gran despliegue ofensivo por parte del Girona y un gran Jaume Llaverola que evitó una y otra vez que el Barça perforara su portería.

MÁS INTENSIDAD BLAUGRANA

En la reanudación, el Barça empezó jugando algo más replegado y a los tres minutos Pablo Álvarez en jugada individual por detrás de la portería sorprende a Llaverola y anota el 1-2.

Cuando el Barça había incrementado el ritmo de juego y parecía que iba a remontar, Pau Bargalló cometió un penalty sobre Pelícano que transformó Marc Palau que con el 1-3 complicaba las cosas a los blaugrana.

La décima flata del Girona fue providencial pues Lucas Ordóñez la lanzó de manera magistral y subió el 2-3 en el marcador a falta de nueve minutos para el final.

SE CULMINA LA REMONTADA

En el 45' Matías Pascual conseguía empatar el partido con un chut sutil a la media vuelta tras un buen pase de Pablo Álvarez y en los útlimos minutos del partido, tras dos palos del Bará, Xavi Barroso culminaba la remontada blaugrana con un gol de garra tras recoger un rebote y chutar con toda su rabia para entrar la bola por la escuadra inalcanzable para Llaverola.

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil