El exnovio de Britney Spears permanecerá en la cárcel después de asaltar su boda

El exnovio de Britney Spears permanecerá en la cárcel después de asaltar su boda

Britney Spears.
| EFE

Es posiblemente uno de los momentos más controvertidos de sus últimos meses

La vida de Spears no está exenta de polémica

El ex marido de Britney Spears parece que se va a quedar un tiempo en la cárcel. Jason Alexander, fue arrestado después de intentar colarse en la boda de la cantante con Sam Asghari el 9 de junio, tuvo una audiencia judicial preliminar el lunes y el juez ha decidido dejarle en prisión preliminar sin derecho a pagar una fianza. Su abogado - de oficio - argumentó que el cargo debería reducirse a un delito menor debido a la falta de pruebas de que iba a hacer daño a Britney, pero el juez ha considerado que existen pruebas suficientes para ello.

Además de la acusación de acoso, Jason se enfrenta a otros tres cargos, incluyendo allanamiento, vandalismo y agresión. Las cosas no pintan bien para Alexander, que además ha llegado tarde a la audiencia porque ha contraído COVID-19 en la cárcel. Aunque está pasándolo de forma leve, la expareja de Spears se ha convertido en el foco mediático del momento de acuerdo con la información que recoge Hollywood Life.

Richard Eubler, un guardia de seguridad, fue una de las cuatro personas, y testificó que Jason intentó "múltiples veces" abrir la puerta cerrada de la habitación de Britney en el segundo piso de su casa en Thousand Oaks mientras ella estaba dentro preparándose para su boda: "Estaba justo en la escalera, y fue entonces cuando retrocedió y empezó a meter la mano en el bolsillo de la mano derecha", dijo supuestamente Richard. También ha explicado que trató de desenfundar su arma porque pensaba que Alexander iba armado.

Temas