La declaración de varios testigos de Sutton deja contra las cuerdas a Dani Alves

La declaración de varios testigos de Sutton deja contra las cuerdas a Dani Alves

Alves, en una imagen de archivo
Alves, en una imagen de archivo | TWITTER

Los testimonios de aquella noche respaldarían la versión de la víctima

Decenas de personas han declarado ante la Unidad Contra las Agresiones Sexuales

A medida que se van a dando a conocer más testimonios sobre lo que sucedió en el reservado del reservado de Sutton la noche del 30 de diciembre, más acorralado estaría Dani Alves ante la justicia. Así lo ha explicado Mayka Navarro en La Vanguardia.

Decenas de personas han declarado ante la Unidad Contra las Agresiones Sexuales (UCAS) de los Mossos d’Esquadra, poniendo seriamente en entredicho las versiones contradictorias del brasileño sobre lo que sucedió.

Según la periodista son muy destacables las declaraciones de las dos jóvenes que acompañaban a la víctima, su prima y una amiga de ambas.

La amiga explicó que "que el jugador brasileño la estuvo manoseando con violencia y que le puso la mano en sus partes íntimas hasta que logró zafarse y alejarse".

Los Mossos han tratado de contactar con todas las personas que se encontraban trabajando en la discoteca esa noche. Habrían pasado por las dependencias policiales de Les Corts y han declarado el portero que interpretó el ataque de ansiedad de la joven en la puerta como una señal de que algo no estaba bien y la retiró a una oficina.

También ha hablado el responsable de la sala de aquella noche y el camarero del reservado que en varias ocasiones y con insistencia convenció a las tres amigas para acercarse a la mesa donde se encontraba Dani Alves.

El descuido del acompañante de Alves, clave

Según Mayka Navarro, Bruno, un chef brasileño que acompañaba al jugador esa noche tuvo un descuido clave ya que tras quedarse con la víctima en el reservado le escribió después por Instagram para “ofrecerse” en todo lo que necesitara.

La víctima entregó a los investigadores las capturas de esa conversación ya que su actitud reafirmaría que sí pasó algo fuera de lugar en la fatídica noche.