Sport.es Menú

El Inter sufre más de lo esperado en Cerdeña

Los 'neoazurri' fueron superiores en la primera parte pero no sentenciaron

Lukaku marcó el gol de la victoria interista desde el punto de penalti

Lukaku lucha un balón con Nainggolan en el Cagliari - Inter
Lukaku lucha un balón con Nainggolan en el Cagliari - Inter | EFE

El equipo de Antonio Conte tuvo más problemas de lo esperado ante el Cagliari para llevarse los tres puntos de la isla de Cerdeña.

Jordi Delgado

FICHA TÉCNICA

Serie A

CAG

1-2

INT

Cagliari

Olsen; Pisacane (Lucas Castro, 74'), Ceppitelli, Klavan, Nandez; Rog, Nainggolan (Cigarini, 85'), Ionita, Pellegrini, Joao Pedro; Cerri (Giovanni Simeone, 46').

Inter

Handanovic; D'Ambrossio, Ranocchia, Skriniar; Candreva (Godín, 79'), Vecino (Barella, 68'), Brozovic, Sensi, Asamoah; Lukaku, Lautaro (Politano, 77').

Goles

0-1 M.25 Lautaro Martínez. 1-1 M. 49 Joao Pedro. 1-2 M. 70 Lukaku (p.)

Árbitro

Fabio Maresca (ITA) TA: Brozovic, Asamoah, Nainggolan, Ceppitelli, Pisacane, Ionita, Ranocchia, Nandez.

Incidencias

Sardegna Arena, 14.000 espectadores.

La primera mitad fue totalmente dominada por los interistas, y los locales se pesaron buen parte de los 45 minutos encerrados con los 11 jugadores en su propio campo. Pero la segunda, las tornas se cambiaron totalmente. El próximo rival del Barça en Champions acabó pidiendo la hora en los minutos finales de un partido que decantó Lukaku desde los once metros.

Lautaro Martínez adelantó a los interistas en el minuto 25 con un cabezazo que cogía al guardameta a contrapié y colaba el balón al fondo de las mallas rozando el palo derecho del debutante Olsen. El VAR lo revisó por un posible fuera de juego del argentino, pero finalmente, dio el tanto por válido.

Tras el primer gol y sabedores de su superioridad, el Inter tocó y tocó con paciencia, esperando el momento. Los locales, fatigados de correr detrás del balón, pedían a gritos el descanso y esperaban con ilusión un milagro que les consiguiera acercarse a la portería 'neoazzurri'.

Pero no fue un milagro, sino un cambio de actitud. Los islenses apretaron más en la segunda mitad y el desenlace no tardó en verse. Un centro preciso de Nández fue rematado con solvencia por Joao Pedro tras tan solo cuatro minutos de reanudarse el juego. El brasileño se levantó por encima de toda la defensa interista para cabecear y dejar en modo 'estatua' al capitán Handanovic.

El resultado sorprendió por el tipo de partido visto en la primera mitad pero el Inter no supo responder con rapidez. A pesar de eso, no le faltaron oportunidades para empatar. Sensi estalló en el larguero una falta al borde del área, y lo que parecía una victoria cómoda en la primera parte se convirtió en un sufrimiento durante la segunda.

Y la fortuna sonrió finalmente al Inter. El colegiado vio penalti de Piscane sobre Sensi en el minuto 70 y Lukaku fue el encargado de convertir la pena máxima. El belga marcó, desde los once metros, su segundo tanto en la Serie A para darle el triunfo a los milaneses.

El Inter sufrió, pero consiguió ganar. Incluso a pocos segundos del final, un cabezazo del central Ceppiteli se marchó por milímetros encima del larguero del porteo interista, y hubiera podido ser el empate local sobre la bocina.

El tiempo no dio para más y pese a los cinco minutos de añadido, la defensa férrea y sólida del Inter consiguió anular finalmente todas las ocasiones de los 'rossoblu' para llevarse la victoria que los coloca momentáneamente líderes de la Serie A.

Alexis Sánchez se quedó sin debutar y Godín jugó 10 minutos

El chileno, que llegó a Milán esta misma semana cedido del Manchester United, no jugó ni un minuto ante el Cagliari. Conte no le dio la oportunidad de debutar y, en su lugar, acompañando a Luaku en la línea de dos atacante, jugaron Lauraro Martínez desde el inicio, y después Politano, que sustituyó al argentino cuando faltaba algo menos de un cuarto de hora para terminar el encuentro.

El que sí participó fue el ex colchonero Godín, que saltó al campo en su primera convocatoria con Conte para disputar algo más de diez minutos con el escudo del Inter en el pecho.

Alexis está llamado a formar la dupla imparable que el entrenador italiano espera con él y Lukaku, pero deberá de lidiar con la competencia. Por ahora, Lautaro no está dispuesto a dejar libre su puesto en el once tan fácilmente.

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil