Todo lo que debes saber para viajar con medicamentos

Todo lo que debes saber para viajar con medicamentos
| sport

La cuenta atrás para las vacaciones ya está en marcha. Después de un invierno complicado y con las buenas perspectivas gracias al ritmo de vacunación, hace que muchos ya estén casi preparando la maleta.

Pero además del bañador y la toalla, o las botas de montaña, en muchas ocasiones van a viajar con nosotros los medicamentos bien por tratamientos puntuales o bien por patologías crónicas.

Te puede interesar: Los neurólogos expresan sus cautelas ante la aprobación en EEUU de un nuevo fármaco contra el Alzheimer

Por eso no debemos olvidar que igual que cuidamos el transporte de comida cuando hacemos una salida al exterior, también debemos mantener una adecuada conservación de medicamentos, sobre todo en verano, para que mantengan sus características de calidad, seguridad y eficacia.

Y no sólo en nuestros traslados estivales, también debemos tener en cuenta que el incremento de la temperatura, que puede ser muy alta en caso de una ola de calor, puede afectar a los fármacos que tenemos en casa.

Por eso, la Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios (AEMPS) recuerda la importancia de tener en cuenta estas condiciones y las enmarca en una serie de sencillos consejos a seguir en caso de ola de calor:

  1. ¿No sabes cómo se conserva tu medicina? En el prospecto puedes encontrar toda la información, y si no, puedes consultar a tu farmacéutico.
  2. Hay determinados fármacos que requieren ser conservados a temperaturas concretas, y que aparecen siempre especificadas en el envase. Entre ellos están:
  3. Medicamentos a conservar entre +2ºC y +8ºC, que deben estar siempre en la nevera. Así que si nos desplazamos con ellos deben ir en una nevera portátil perfectamente refrigerada.
  4. Medicamentos a conservar a menos de 25ºC o a menos de 30ºC. En estos casos, aun cuando la temperatura ambiente supere esporádicamente los 40ºC, no afectará a la conservación del medicamento porque son subidas muy puntuales y, afortunadamente, no permanecen durante todo el día.
  5. Cuando no requieren una temperatura específica el mejor lugar para almacenar las medicinas son los sitios frescos y secos, donde la temperatura nunca va a ser muy extrema.
  6. Si nuestro tratamiento es con cremas, óvulos o supositorios, hay que saber que por son más sensibles a las altas temperaturas. Por eso, la AEMPS recomienda que si al abrirlos, su aspecto se ha modificado, no deben utilizarse.
  7. A la hora de viajar es mejor no meter los medicamentos en las maletas. El equipaje va a ir normalmente en el maletero, donde se van a alcanzar temperaturas extraordinariamente altas.
  8. Por último, según señalan la Agencia Española de Medicamentos, hay muchos fármacos que no requieren de condiciones especiales de temperatura de conservación, pudiendo mantenerse a temperatura ambiente. Estos medicamentos han demostrado que no se degradan cuando son expuestos a temperaturas de 40ºC durante seis meses.

Medicamentos y viajes en avión

Viajar en avión es otra posibilidad para los traslados durante las vacaciones de verano, y ahí también debemos llevar los medicamentos que necesitemos.

Lo primero a tener en cuenta son las cuestiones relacionadas con la seguridad de los aeropuertos y de los vuelos. Respecto a los medicamentos Aena explica que, en vuelos dentro de la Unión Europea, se puede viajar con medicamentos en el equipaje de mano.

Te puede interesar: Reinventando fármacos: ¿trabaja la industria para evitar inyecciones, mejorar el sabor…?

En el caso de que sean medicamentos líquidos que deban ser usados durante el viaje, tanto en el avión como durante la estancia en el destino del vuelo, «están exentos de las restricciones del transporte de líquidos en el equipaje de mano».

Eso sí, siempre acompañados de la receta o la prescripción médica correspondiente.

En caso de viajar a países fuera de la UE, lo mejor es contactar con la compañía aérea con las que vayamos a volar para saber las condiciones de entrada de medicamentos en el país de destino.

También se debe consultar con la compañía correspondiente si lo que necesitas llevar son jeringuillas para diabéticos, aparatos medidores, etc.

Una vez que tenemos toda la información sobre como entrar en el avión con nuestras medicinas, es hora de saber cómo transportarlas correctamente. Para ello la Asociación Española de Medicamentos Genéricos (AESEG) nos ofrece algunas recomendaciones generales:

  • En el control de pasajeros tendremos que mostrar nuestro neceser con las medicinas, así que guardarlo en un lugar accesible puede agilizar el trámite.
  • La receta o prescripción médica también debe estar a mano.
  • Lo mejor, aunque abulten más y sea algo incómodo, es llevarlos en los envases originales y con sus prospectos.
  • Siempre hay que llevar dosis de más en el equipaje de mano porque una vez facturada la maleta el medicamento puede verse alterado (calor, golpes…) o incluso se puede perder.
  • Si viajas fuera de España, puede ser buena idea llevar una copia del informe médico traducida al inglés.
  • Y cuidado con las diferencias horarias. Se pueden alterar los horarios de tus dosis.
cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil