El Camp Nou recupera el sabor de la Champions

HISTORIA SPORT

Aunque con menos público del habitual, el Barça - Bayern recordó en sus prolegómenos una sensación perdida por el Covid-19

Seguidores del Bayern se dejaron notar con sus bufandas y en los aledaños volvió el bullicio, incluidos los atascos propios de un gran partido

La afición blaugrana, con ganas de ver al Barça post Messi en la Champions | EFE

El cosquilleo especial que provoca un gran duelo de la Champions League regresó al Camp Nou. El último partido fue el desangelado y terrorífico partido ante el PSG sin espectadores y con una dura derrota por 1-4. Esta vez, el Barça - Bayern despertó la ilusión de los seguidores por ver un gran acontecimiento y se notó con el entusiasmo de los espectadores que las normas del Covid-19 permitieron que acudieran al recinto barcelonista.

La vuelta del público afecta para lo bueno y también para lo malo. De entrada, regresaron los atascos en los aledaños del Camp Nou. La guardia urbana tuvo que poner los cinco sentidos para intentar agilizar el tráfico y que los accesos fueran lo mayor fluidos posibles.

El público llegó pronto. Dos horas antes ya se congregaron muchos espectadores en los aledaños. Volvieron los tenderetes en la calle de venta de bufandas conmemorativas del partido. La compraron culés y también visitantes ansioso de respirar el ambiente de fútbol. Seguidores de ambos equipos se fotografiaron juntos en perfecta harmonía.

Turistas alemanes

Aunque la afición del Bayern aún no pudo viajar masivamente desde Alemania, algunos turistas alemanes que se encuentra en Barcelona aprovecharon la ocasión para asistir al encuentro aprovechando el cupo de entradas que no solicitaron los socios del FC Barcelona.

A nivel mediático fue donde más se notó el impacto del partido. La tribuna de prensa estaba a rebosar con periodistas desplazados desde toda Europa. Es el partido de la jornada en la Champions y las principales estrellas televisivas de cada país que tiene los derechos de la competición se encontraban en el Campo Nou.

La normalidad aún no ha vuelto, pero se recuperó en cierta media el sabor del fútbol. Los futbolistas, sin duda, serán los que más lo van a agradecer. El música de la Champions volvió a sonar para disfrute de todos.

Dos aficionados del Barça y Bayern antes del partido en el Camp Nou

| Javi Ferrándiz

Temas

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil