Sport.es Menú

El Barça ofreció tres millones por Paco Alcácer cuando era juvenil

Alcácer, durante una sesión preparatoria con la selección española
Alcácer, durante una sesión preparatoria con la selección española  | sport

Valencia está expectante ante el debut en partido oficial como titular de Paco Alcácer con la selección española. El ariete che, de 21 años, llevará el ‘9’ de La Roja en el primer clasificatorio para la Eurocopa del 2016 en Francia, en el estadio del eterno rival, el Levante, pero con la ciudad muy pendiente de la joven joya de Torrent que está confirmando todas las ilusiones desatadas alrededor de él desde las categorías inferiores.

Jordi Gil

Alcácer, en edad juvenil, ya era el ‘killer’ que está demostrando actualmente. El Barça, por proximidad  geográfica, lo tenía muy controlado y  en verano del 2011, cuando el futbolista tenía 17 años, se lanzó a por él. Òscar Garcia, entonces entrenador del Juvenil A, puso su nombre la mesa como una prioridad para dar un gran salto de calidad a la plantilla. Hubiera sido la guinda perfecta al equipo de Dongou, Rafinha y Deulofeu.  Su calidad había convencido y existía la seguridad que encajaría en el vestuario ya que, por ejemplo, mantenía una gran amistad  con Deulofeu, a través de la selección española.

Andondi Zubizarreta y su adjunto, Narcís Julià, iniciaron entonces las negociaciones. Alcácer no llegaba a un acuerdo para renovar con el Valencia y en verano del 2012 podía quedar libre. Sin embargo, cuando el Barça negoció, el futbolista tenía una cláusula prohibitiva para un jugador en edad juvenil de nueve millones de euros. Pese a todo, el interés era tan grande que el club blaugrana llegó a poner sobre la mesa del Valencia tres millones de euros, una cifra que demostraba que la apuesta era muy fuerte.

El  Valencia, sin embargo, pronto rompió las negociaciones. El jugador fue el héroe de la selección española sub 19 que conquistó el campeonato de Europa en el 2011 con dos goles  en  la prórroga ante la República Checa en Rumanía. El pichichi fue el actual jugador de la Juvenuts Álvaro Morata, con seis goles, pero Alcácer decidió la final y esto vale su peso en oro. 

La oferta del Barça y su gran campeonato provocó que el Valencia le ofreciera finalmente una renovación digna de un jugador que caminaba hacia la élite. Con 18 años firmó hasta el 2016 con una cláusula de 18 millones de euros. El club valencianista lo mantuvo un año más en el filial, al siguiente lo cedió al Getafe, donde tuvo poco protagonismo en Primera División, y fue en su regreso al  primer equipo che la pasada campaña cuando estalló a raíz de sus actuaciones en la Europa League.

Nuno, su actual entrenador, ha mantenido la confianza que le mostró otro ‘9’ puro como fue Pizzi y Del Bosque lo situó en primera línea de su plan renove en la primera convocatoria ‘post mundialista’. El Valencia ya ha sentado  las bases de su  próxima renovación. Los 18 millones de cláusula han quedado cortos y pasará a ser de los mejor pagados de la plantilla che. 

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil