Sport.es
Sport.es Menú

Sin San Messi, el Barça tropieza con San Mamés

JUAN MANUEL DÍAZ

FICHA TÉCNICA

LIGA BBVA

Athletic Club

1-0

FC Barcelona

Athletic Club

Gorka; Iraola, Gurpegi, Laporte, Balenziaga (Albizua, 81'); Iturraspe, M. Rico 8San José, 87'); A. Herrera, Susaeta, Muniaín (Ibai, 86'); y Toquero.

FC Barcelona

Pinto; Montoya, Piqué, Mascherano, Adriano; Busquets, Xavi (S. Roberto, 77'), Iniesta (Pedro, 84'); Alexis, Cesc y Neymar.

Gol

1-0, min 70, Muniaín. Pérdida de balón de Iniesta, Susaeta entra en el área del barça por la derecha y centra parea que Muniaín, libre de marca, remache a la red.

Árbitro

Juan Martínez Munuera (Comité Valenciano). Asistido en las bandas por Jacobo Martínez Segovia (Comité Castellano-Manchego) y David Canales Cerdá (Comité Valenciano). Cuarto árbitro, Pablo Fernández Pérez (Comité Asturiano). Mostró tarjetas amarillas a M. Rico (min. 19) por una entrada por detrás a Alexis Sánchez; a Iturraspe (min. 56) por derribar por detrás Neymar; a Busquets (min. 57) por protestar una decisión arbitral; a Mascherano (min. 72) por derribar a Herrera; y a Adriano (min. 78) por derribar a Susaeta.

Incidencias

Nuevo San Mamés, Unos 35.000 espectadores. En su primer partido en el estadio rojiblanco, el Barça jugó con su segunda equipación con la 'senyera' catalana. Se guardó un minuto de silencio en memoria de Jesús María Duñabeitia, expresidente del Athletic, recientemente fallecido. El conjunto vasco lució brazaletes negros.

El Barça se quedó clavado en San Mamés. Apenas cinco días después de caer por vez primera en este curso, ante el Ajax, los blaugrana no supieron marcar ante el Athletic Club y se dejaron alcanzar por el Atlético de Madrid en la Liga.

El Barça acusó las numerosas ausencias, sobre todo la de Leo Messi, y la falta de forma de los que están. Neymar tuvo ocasiones para marcar pero no encontró el camino del gol; y Xavi e Iniesta, los directores de juego, acabaron sustituidos. Todo un síntoma.

RECUPERANDO

Martino recuperaba a Alexis y Adriano respecto al partido frente al Ajax y no dudó en incorporarlos al once. Así, con el once que se había previsto, el Barça vivió unos primeros de cierto agobio en el Nuevo San Mamés a causa de la intensa presión que impuso el Athletic Club.

Valverde había apostado finalmente por el regreso de Gurpegi al eje de la defensa; de Ander Herrera a la línea de mediapuntas; y de Toquero en el ataque para reemplazar al sancionado Aduriz.

Toquero se desfondó durante los primeros veinte minutos apretando y molestando la construcción del juego blaugrana. Durante esa fase, el conjunto catalán fue incapaz de hilavanar tres pases seguidos y, por contra, los 'leones' forzaron dos situaciones peligrosas.

A los dos minutos, el árbitro señaló un más que dudoso fuera de juego a Toquero cuando estaba en condiciones de arrancar hacia la portería de Pinto libre de marca.

Y a los siete, Muniaín dejó clavado a Mascherano en el costado derecho de la defensa y centró al segundo palo. El error de Adriano en el despeje de cabeza despistó a Susaeta quien no acertó a controlar para disparar.

CAMBIO DE DIRECCIÓN

El Athletic Club todavía pudo apretar unos minutos más al Barça, pero paulatinamente Andrés Iniesta fue haciéndose con el balón y de esta manera, con el control del juego.

Llegaron entonces tres excelentes ocasiones del Barça en apenas cuatro minutos  por medio de Neymar, Iniesta y Neymar de nuevo que Gorka y los postes abortaron. Las llegadas de Busquets a la frontal del área y las apariciones de Neymar y Alexis sorprendieron repetidamente a la defensa bilbaína.

El Barça se hizo con el control absoluto del balón por espacio de veinte minutos y tuvo varias llegadas al área, como una de Montoya que no pudo culminar a tiempo. 

Los rojiblancos respondieron en la recta final del primer tiempo con un centro peligroso de Susaeta que se envenenó después de que lo intyentara despejar Iniesta.

Por fortuna para el Barça, Muniaín no acertó con el remate (28'). También, con una llegada en tromba de Toquero que remachó con todo su alma, pero desviado (41').

Aunque el Athletic Club disparó en varias ocasiones contra la portería del Barça, fue sin puntería. Eso sí, con esos fogonazos el conjunto vasco fue haciendo retroceder a los blaugrana que llegaron al descanso desordenados y con las líneas desdibujadas.

DOS DE ORO PARA NEYMAR

El segundo tiempo arrancó con los mismos 'once' y dos ocasiones excepcionales para el Barça. En la primera (49') Cesc, una vez más, se vino atrás para atraer los centrales y liberar espacios para la llegada de Neymar. Su envío en profundidad lo controló con el pecho 'Ney', pero éste resbaló por enésima ocasión y el remate con la izquierda se fue muy desviado.

En el 56', llegó una nueva ocasión para el brasileño, abortada por Iturraspe con un agarrón descarado y que el árbitro, inexplicablemente, no sancionó con tarjeta roja. El lanzamiento de falta directa, realizado por el porpio Neymar, salió fuera por muy poco.

El Barça no tiene la continuidad de juego de sus mejores etapas, y temporalmente no dispone de la letal efectividad que le otorga Leo Messi; aun así, los méritos del conjunto del Tata eran más que sobrados para ir mandando en el marcador.

MAZAZO DEL ATHLETIC CLUB

El Barça no supo aprovechar estas ocasiones y fue el equipo de Ernesto Valverde el que se hizo con el mando. En una acción rápida se aprovechó de una pérdida de balón de Iniesta para conseguir el 1-0 y abrir el marcador.

Susaeta pisó área por la derecha del ataque y centró al punto de penalti ante la llegada despejada y sin control de Piqué. Muniaín, anticipándose a la desordenada defensa, remachó a la red.

Cuatro minutos después, fue Pinto quien abortó el segundo gol del Athletic Club en un remate de cabeza a bocajarro de Toquero. El líder estaba 'groggy' y Martino se decidió a hacer un cambio, el de Sergio Roberto por Xavi Hernández.

Unos minutos después, sería Pedro quien supliría a Iniesta. Todo un síntoma: los dos generadores del juego blaugrana acabaron en el banquillo cuando el equipo caía derrotado.

El Barça jugó los últimos minutos sin concierto y sin ánimos para salvar, al menos, un empate que igualara los empates de las dos últimas campañas. Ni la merecida expulsión de Iturraspe, que no se produjo, ni la mala fortuna sirven de excusa.

La realidad, más allá del juego, es que el equipo pierde fuelle por momentos y vuelve a tener al Atletico y al Real Madrid pegados al cogote. Y Messi, de baja hasta enero...

 

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil