Menú

Abidal se retira.. y espera al Barça

Abidal levantó la última Champions del Barça
Abidal levantó la última Champions del Barça | sport

Una de las personas más queridas por el barcelonismo estará de vuelta bien pronto. Y es que el francés Éric Abidal ha decidido colgar las botas en diciembre para plantearse nuevos retos profesionales. Y aquí es donde entra de nuevo en escena el FC Barcelona, ya que el club blaugrana mantiene vigente la oferta que le realizó en su día al jugador en la que le ofrecía el cargo de director técnico de las escuelas del FC Barcelona que tiene repartidas por todo el planeta.

Albert Masnou

Abidal, que ahora milita en las filas del Olympiacos griego, ya ha comunicado a su entorno su decisión de dejar el club heleno a finales de año. El jugador no está disfrutando de su experiencia en ese club –el bajo nivel competitivo de la Liga griega está siendo un claro hándicap unido a su edad–, por lo que ha decidido dejar el país en el mes de diciembre. Solo existe una remota posibilidad que le podría hacer cambiar de opinión: si  Oyimpiacos se clasificara para los octavos de la Liga de Campeones y más si lo hace como primero de grupo. Sería dejar el fútbol por la puerta grande. 

Abidal, que cumplió en septiembre 35 años, no está dispuesto a arrastrarse por los campos de  fútbol. Este verano ya vivió una decepción mayúscula al no entrar finalmente en la lista de Francia para jugar el Mundial. Además su etapa final en el Mónaco no acabó de ser muy positiva ya que empezó a ser un visitante habitual del banquilllo. A estos sendos varapalos se ha unido últimamente que no se ha acabado de adaptar al fútbol griego, por lo que parece que la decisión ya está más que tomada.

Por todo ello, Abidal ha decidido colgar las botas en breve para instalarse en la Ciudad Condal junto a su familia. De hecho ya ha dado pasos en este sentido: el primero es que su mujer, Hayet, ya no está en Atenas y el segundo es que dos de sus tres hijas, han sido inscritas hace dos semanas en un prestigio colegio inglés en la zona alta de Barcelona para cursar los estudios allí.

El francés ya reconoció hace unos meses en una entrevista radiofónica que tenía todavía un  mail del FC Barcelona en la que le realizaban una oferta formal, “no lo he borrado”, bromeó el defensa, consciente que sería un buen epílogo para su carrera deportiva. Por el momento, el club azulgrana no tiene constancia de esta decisión por lo que se entiende que Abidal todavía no ha llamado a la puerta de Bartomeu para ejecutar la oferta en el fútbol base.

El puesto de director técnico de las escuelas del FC Barcelona le implicaría viajar mucho, ya que la entidad blaugrana cuenta con instituciones deportivas repartidas por más de quince países, pero permitiría a Abidal estar en contacto directo con los niños en el proceso del aprendizaje, cediendo además un legado muy importante, ya que el francés se ha erigido en el mundo entero como un ejemplo en profesionalidad, sacrificio y capacidad de superación.

No hay que olvidar que Abidal si algo ha demostrado en la vida es ser un luchador y tener un carácter indomable. El 15 de marzo del 2011 recibió el duro mazazo al diagnosticársele un tumor en el hígado. Pese a ser intervenido rápidamente, un año después volvió a recaer, por lo que los médicos decidieron un trasplante de hígado. Fue un primo suyo quien hizo de donante y le dio la posibilidad de seguir disfrutando de la vida. 

Tanto es así que Abidal pudo jugar unos partidos con el Barcelona después de la intervención, aunque el club blaugrana consideró que no podía mantenerse como futbolista profesional. Éric, que abandonó el Barça un tanto decepcionado y ante la indignación de buena parte de la plantilla y la afición, hizo las maletas a Mónaco. Allí estuvo jugando casi hasta final de temporada. El Olympiacos de Míchel le dio una nueva oportunidad para seguir disfrutando del fútbol, jugando en el eje central junto a  Botía, pero Éric parece tener otros planes...