Inicio Nike Nike Air Zoom Pegasus 33 (Rostarr)

Nike Air Zoom Pegasus 33 (Rostarr)

NIKE presentó hace unos meses la nueva versión de uno de sus buques insignia en el segmento de zapatillas neutras de entrenamiento: Nike Pegasus 33. Se cumplen 33 años del lanzamiento de esta zapatilla, allá por el lejano 1983, y a lo largo de todo este tiempo “la Pegasus”, como es conocida, no ha hecho más que evolucionar y crecer. Prueba de ello es el hecho de que durante muchos años ha liderado como la zapatilla más vendida del año y eso sólo puede ser gracias a la gran cantidad de corredores y corredoras que han confiado en ella una y otra vez a lo largo de estas tres décadas.

Vamos a ver qué nos trae esta Nike Air Zoom Pegasus 33 (Rostarr), en este caso con los estampados exclusivos de la colección Nike x Rostarr, diseñados por el pintor, calígrafo y cineasta Romon K Yang, también conocido como Rostarr, que ha tratado de capturar en este bonito acabado el “ritmo y la sensación de movimiento que se crea cuando se corre una carrera: esa sobrecarga de energía”.

nike-air-zoom-pegasus-rostarr-009

Antes de nada, explicar que a día de hoy Nike distingue tres silos para englobar todas sus zapatillas de Running de gama técnica: Run Longer, Run Faster y Run Stronger. En todos ellos se dan en mayor o menor medida las características técnicas propias de unas zapatillas de correr (amortiguación, ligereza, tracción, transpirabilidad, sujeción, durabilidad, estabilidad, etc.), pero según a cuál pertenezca, se define qué tipo de construcción y para qué tipo de corredor y corredora fueron pensadas. Pues bien, Nike Air Zoom Pegasus 33 se encuentra englobada dentro de Run fast, desmarcándose así con algunas novedades significativas en esta nueva entrega: doble cámara de aire, original reflectante en el talón, nueva disposición del Flywire, más ojales, suela waffle en pentágono… que pretenden convertir al modelo Pegasus en un estandarte de la reactividad y la ligereza.

En la Mediasuela el material preponderante es Cushlon. Gran amortiguación, suavidad y durabilidad son las características que mejor definen a este compuesto derivado de EVA. Pero no es Cushlon a secas, es Cushlon ST, que es una variación en la que Nike obtiene un material más firme, con una mayor densidad para ayudar a obtener una mejor reactividad (se hunde menos durante la amortiguación).

nike-air-zoom-pegasus-rostarr-006

El sistema de amortiguación es clásico en Nike: aire.  Aunque no la cámara “Air” normal, sino “Zoom Air”, nacida en 1996 y caracterizada porque el aire presurizado de su interior, lo está a mayor presión pero en cambio con un perfil mucho más bajo.Un sistema de amortiguación que se caracteriza por ser ligero y reactivo. La gran diferencia con la versión anterior es que la Pegasus 32 sólo llevaba una cámara de aire (en el talón), mientras que en esta Nike Pegasus 33 se encuentran hasta dos unidades de Zoom Air: una en el talón y la otra en la zona metatarsiana.

Los beneficios están claros: por un lado la del talón colabora en amortiguar el golpe al impactar contra el suelo en la fase de aterrizaje, mientras que la del metatarso colabora primero en el mismo tipo de impacto pero en el metatarso y justo a continuación ayudar en la fase de impulsión o despegue en busca de la siguiente zancada.El drop de estas Nike Air Zoom Pegasus 33 es de 10 milímetros.

nike-air-zoom-pegasus-rostarr-005

Sobre el Upper o Corte Superior lo más visible de entrada obviamente es la malla que recubre a esta Pegasus 33. Es del tipo Engeenered Mesh, que consiste en una malla ligera y transpirable por el lado exterior, y otra malla, de una única pieza para evitar costuras, por el lado interior. Existen perforaciones por toda la malla para mejorar la ventilación y es más reforzada en la zona del empeine y la puntera (por el lado interior de la puntera hay un refuerzo que no se nota al tacto ya que está dispuesto entre la malla exterior y la interior). Un leve refuerzo en la zona del dedo gordo ayuda a fortalecer esta sufrida zona del upper.

El ajuste principal lo realiza el material Flywire. La disposición en forma de diminutas cuerdas que envuelven el pie de lado a lado pretende mantener el pie sujeto incluso mientras flexiona durante todas las fases de la pisada. Estas tiras de Flywire están ancladas bajo el pie con lo que éste queda bien sujeto de lado a lado una vez que anudamos los cordones.

nike-air-zoom-pegasus-rostarr-007

En la zona del talón hay que destacar, por un lado, el Heel Counter, aunque éste no sea visible, como refuerzo y estabilización para el tobillo y por otro el material reflectante. Dicho material no es visible a primera vista, pero está presente desde el medio pie, pasando por el talón hasta el otro lado del mediopie. Son unas pequeñas aberturas en la malla que dejan entrever ese material reflectante tan útil y que, dada la cantidad de superficie por donde está colocado, va a hacer la zapatilla bien visible desde desde diferentes ángulos.

Los cordones son de tipo redondo hueco, que tan buen resultado da, dado que normalmente no se aflojan. Y relacionado con los cordones está otra novedad en esta Pegasus y es que han crecido en número de ojales. Los anteriores tenían un tiro demasiado bajo y lo que ha hacho Nike aquí es añadirle dos ojales más por lado en cada zapatilla y bien cercanos al tobillo. Esto es especialmente útil para corredores que quieran una sujeción extra.

La lengüeta es suficientemente acolchada y no lleva ninguna tira para pasar cordones dado que, al estar cosida al upper, ya no necesita estar sujeta para no moverse.

Sobre la suela exterior de entrada hay que explicar que la suela está toda elaborada de goma reciclada. Es un material resistente, una de las características necesarias en esta parte de la zapatilla. Aunque no lleva adiciones de carbono como sí lo había en otras entregas anteriores de Nike Air Zoom Pegasus.

El diseño sigue siendo “Waffle” aunque en esta ocasión Nike abandona la característica forma rectangular de sus tacos para mutar a otra forma geométrica como es el pentágono. Con ello lo que buscan en mejorar la tracción en todo tipo de superficies.

El Crash Rail (esas tiras longitudinales que atraviesan la zapatilla desde el talón a la puntera, por el lado exterior de la misma) también incorpora una mejora respecto a Nike Pegasus 32 y son las estrías o pequeños cortes transversales que tiene y que buscan mejorar la tracción. La función principal de este Crash Rail es ayudar a guiar la pisada correctamente durante la fase de transición, pero mucho mejor así que con el antiguo diseño original que no aportaba nada en el tema de la tracción, siendo ésta una básica función de la suela. Algo que sorprende de esta Nike Air Zoom Pegasus 33 es que sólo tiene una ranura transversal en la zona del metatarso (normalmente las zapatillas tienen dos o tres, si no más).

nike-air-zoom-pegasus-rostarr-029

A pesar de haber cambiado sustancialmente el upper durante las últimas ediciones, esta Pegasus 33 sigue siendo cómoda nada más ponértelas. El pie enfunda muy bien y las sensaciones no pueden ser mejores. La prueba ha confirmado que es una excelente zapatilla y que aúna muy buenas características que resuelven casi todas las necesidades de un corredor o corredora. Así, creemos que este release está llamada a ocupar el top1 en ventas. Pero la prueba también dice que entre ellas ha aparecido un borrón en cuanto al agarre en asfalto mojado, que se resiente (sobre todo en aceras). Y para los mas tiquismiquis decir que el compartimento de la cámara de aire (Zoom Air) ubicada en la zona metatarsiana no queda lo suficientemente integrada y es perceptible, sin llegar a molestar, en la planta del pie.

El peso que ha dado en nuestra báscula el 11 USA (45 europeo) ha sido de 314gr.

El precio de venta que le da Nike a esta Air Zoom Pegasus 33 Rostarr es de 120€.


Suscríbete a nuestro newsletter

Recibe en tu correo lo mejor y más destacado de LBDC

2 Comentarios

    • Hola Berenice,
      Claro que sí que te sirve.
      Esta es una zapatilla de entrenamiento diario amortiguada y que te permite entrenar muchos kilómetros. Y si la quieres utilizar para correr medias e incluso maratones, no hay motivos para no hacerlo, al contrario.
      Otra cosa es que en condiciones de asfalto mojado pueda perder grip, pero… si tu maratón no está pasada por agua no hay problema.

Deja un comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here

Con la publicación de un comentario acepto expresamente recibir la newsletter y soy conocedor de que puedo darme de baja en cualquier momento de acuerdo a nuestra política de privacidad