Riqui Puig dirige a la Rojita hacia la victoria en Macedonia de Norte

El blaugrana debutó como internacional y fue el mejor en el centro del campo español

Hugo Duro, de penalti tras una gran jugada de Pipa, dio un triunfo que deja a España a un paso del Europeo

Riqui Puig destacó en el centro de campo de España ante Macedonia del Norte
Riqui Puig destacó en el centro de campo de España ante Macedonia del Norte | EFE

La selección española sub'21 prácticamente selló su clasificación para el Europeo de la categoría que se disputará el próximo verano en Hungría y Eslovenai. La Rojita, comandada por Riqui Puig en su debut internacional, fue superior, aunque le costó plasmar el dominio y el gol de la victoria no llegó hasta los últimos minutos con un penalti transformado por Hugo Duro.

Macedonia del Norte

0-1

España

Macedonia del Norte

Jankov, Todoroski, Serafimov, Rufati, Antovski, Zdraukovski (Daci, 84'), Grozdanoviski, Fazlagik (Ackovki, 62'), Mitrovski, Ristovski (Toshevski, 72') y Churlinov (Jovanov, 84')

España

Josep Martínez, Pipa, Hugo Guillamón, Clemente, Miranda, Zubimendi (Moncayola, 88'), Riqui Puig, Aleñá (Villar, 55'), Pozo (Antoñín, 69'), Andrés Martín (Pedri, 69') y Dani Gómez (Hugo Duro, 45')

Goles

0-1, Hugo Duro (82'), de penalti.

Árbitro

Horatiu Fesnic (Rumanía). TA: A Zdraukovski (33'), Antovski (41'), Serafimov (81') / Dani Gómez (16'), Villar (71'), Hugo Guillamón (84')

Incidencias

Estadio National Arena

Riqui Puig fue el encargado de enlazar el centro del campo con la delantera, con la ayuda de Carles Aleñá. Macedonia del Norte estuvo bien plantada y costó encontrar huecos. El equipo de Luis de la Fuente tampoco tenía la necesidad de arriesgar ya que los puntos eran más necesarios para los macedonios que para los españoles.

Juego entre líneas

Sin embargo, Riqui no paró de moverse entre líneas pidiendo el balón y tratando de imprimir velocidad a la circulación para dificultar a la defensa rival. Al blaugrana se le vio con galones, pese a ser el debut, en un equipo con una base muy joven y que empieza a foguearse. El de Matadepera intentó sorprender con uno de sus pases verticales a Dani Gómez en una de las mejores acciones del primer tiempo, pero el meta se anticipó al delantero. Aleñá también lo intentó y lanzó un pase perfecto a Miranda, pero el lateral del Barça no se atrevió a disparar y su pase no encontró destinatario.

El monólogo de la Rojita, sin embargo, se saldó sin ocasiones y Macedonia tampoco sufrió más de la cuenta. La Rojita, viéndose superior, pisó el acelerador en el segundo tiempo. Villar dio más fuerza en la medular y probó el disparo lejano, una variante que no se había visto hasta ese momento.

Antoñín y Pedri

El ritmo creció más con la presencia de Antonín y Pedri, pese a tener menos protagonismo, también ayudó a decantar el partido hacia el lado español en el tramo final. Riqui, por su parte, estaba muy motivado, con ganas de conducir al equipo a la victoria y dejó una gran acción, con apertura a banda y no llegó por los pelos al remate final.

El partido se fracturó de forma defintiva en los últimos minutos. El espanyolista Pipa firmó una acción brillante en el área, con caño incluido, y fue empujado en el área. Hugo Duro, del Getafe cedido al Castilla, transformó la pena máxima tras tocar la pelota en el poste.

Penaltis decisivos

El duelo parecía sentenciado, pero se pudo igualar en una jugada a balón parado. Josep Martínez, canterano del Barça ahora en el Leipzig, salió de puños, no tocó el balón, tampoco a ningún rival y el árbitro pitó penalti de forma sorprendente. Josep solventó la jugada blocando con seguridad la pena máxima lanzada por Mitrovski. España ya no sufrió más y pudo conservar la victoria.

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil